Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Desplazarse hacia arriba
Inicio de sesión

Síguenos en:

Iniciar sesión

Preguntas frecuentes (FAQ)
Pregunta
Respuesta
Edita
contraer Tema : DEFUNCION Y SUPERVIVENCIA ‎(9)
1. ¿Qué es la prestación por muerte?
1.Se considera muerto por consecuencia de accidente de trabajo, el operario que fallezca a causa inmediata del mismo, siempre que se determine que la muerte se produjo por el trabajo que realizaba y se encontraba en alta o situación asimilada.
2.Quienes tengan una Incapacidad Permanente Absoluta o Gran Invalidez con independencia del momento y causa de la muerte, se reputará como de accidente de trabajo.
3.Si no tiene Incapacidad Permanente Absoluta o Gran Invalidez, y la muerte se produce dentro del plazo de 5 años desde el accidente se deberá de probar que la muerte tuvo relación con el accidente.
4.En el caso n° 3, si pasan 5 años desde la fecha del accidente no se reputará como accidente el fallecimiento aunque fuese la misma consecuencia de aquél.
5.Cuando un trabajador desaparece a consecuencia de un accidente, y no se tienen noticias de él durante los 90 días naturales siguientes al accidente. (Debe realizarse el derecho dentro de los 180 días naturales siguientes a la expiración del plazo de 90).
 
2. ¿Qué prestaciones se pueden percibir en caso de muerte?
Se generan las siguientes:

1.Auxilio por defunción.
2.Viudedad.
3.Orfandad.
4.En favor de familiares
 
3. ¿Qué es el auxilio por defunción?
Consiste en la entrega por una sola vez de la cantidad de 30,05 euros cuando el beneficiario sea alguno de los siguientes familiares:

A.Viuda.
B.Hijos.
C.Parientes del fallecido que conviviesen con él habitualmente.
Asimismo se pueden abonar estos 30,05 euros a la persona que haya soportado los gastos del sepelio aunque no sea familiar.

 
4. ¿Qué documentación hay que aportar?
Los familiares con derecho a percibir el auxilio por defunción habrán de aportar la siguiente documentación:

a.Solicitud de la prestación en el modelo oficial.
b.Documento Nacional de Identidad.
c.Certificado de defunción.
d.Libro de familia.

Cuando quien lo solicita no es un pariente, además de los anteriormente mencionados, será obligatorio aportar los justificantes de haber satisfecho los gastos del sepelio.

 
5. ¿Qué es la prestación por viudedad?
Es una pensión de carácter vitalicio a la que tienen derecho:

A.El cónyuge superviviente.
B.Los separados, divorciados, siempre que no hayan contraído nuevas nupcias y aquellos matrimonios declarados nulos por sentencia judicial. En los casos de nulidad se exigirá que el sea beneficiario, no haya estado considerado contrayente de mala fe.
C.Perderá la condición de beneficiario de la pensión de viudedad que le corresponda, quien fuera condenado por sentencia firme por la comisión de un delito doloso de homicidio en cualquiera de sus formas o lesiones, cuando la ofensa por el delito fuera el cónyuge o ex cónyuge, a no ser que haya reconciliación entre ellos.
 
6. ¿Qué cuantía es la de prestación por viudedad?
Es la de un 52% de la Base Reguladora correspondiente al trabajador, cuando este se encuentre en activo a la fecha de la defunción.
Será del 70% siempre que, durante todo el período de percepción de la pensión, se cumplan los siguientes requisitos:

•Que el pensionista tenga cargas familiares.
•Que la pensión de viudedad constituya la principal o única fuente de ingresos.
•Que los rendimientos anuales del pensionista (por todos los conceptos) no superen la cantidad resultante de sumar el límite de cada ejercicio económico que esté previsto para el reconocimiento de complementos por mínimos de las pensiones contributivas, y el importe anual que cada ejercicio económico corresponda a la pensión mínima de viudedad en función de la edad del pensionista.
 
7. ¿Es compatible la pensión de viudedad?
El art. 179.1 del Texto Refundido de la L.G.S.S., dice que la pensión de viudedad será compatible con cualesquiera rentas de trabajo y con la pensión de jubilación o incapacidad permanente a la que se tenga derecho.

 
8. ¿Qué causas se deben dar para que se produzca la extinción de la pensión de viudedad?
•Por contraer nuevo matrimonio.
•Por defunción
•Por comprobarse que no murió el trabajador desaparecido en accidente.
•Por condena firme por delito de lesiones en referencia al cónyuge o excónyuge a excepción de que hubiera habido reconciliación.
•Declaración, en sentencia firme, de culpabilidad de la muerte del causante.
 
9. ¿Tiene derecho el cónyuge a alguna indemnización especial a tanto alzado?
Tiene derecho a una indemnización de 6 mensualidades de la base reguladora calculada sobre la cuantía de la pensión que el causante estuviere percibiendo en el momento de su fallecimiento.
 
contraer Tema : EL EMBARAZO, LA LACTANCIA Y LOS RIESGOS EN EL PUESTO DE TRABAJO ‎(8)
1. ¿Qué se entiende por 'situación protegida' durante el embarazo o lactancia?
Se considera situación protegida, el período de suspensión del contrato de trabajo en los supuestos en que, debiendo la mujer trabajadora cambiar de puesto de trabajo por otro compatible con su estado, dicho cambio de puesto no resulte técnica u objetivamente posible o no pueda razonablemente exigirse por motivos justificados.
Desde el 24/03/2007, la prestación correspondiente a la situación de riesgo durante el embarazo tiene la naturaleza de prestación derivada de contingencias profesionales.

 
2. Nacimiento del derecho y duración
•El derecho al subsidio nace desde el mismo día que se inicie la suspensión del contrato de trabajo por riesgo durante el embarazo.
•Se abonará durante el período necesario para la protección de la salud de la trabajadora embarazada y/o del feto y finalizará el día anterior a aquél en que se inicie la suspensión del contrato de trabajo por maternidad o el de reincorporación de la mujer trabajadora a su puesto de trabajo anterior o a otro compatible con su estado.

En el caso de trabajadoras contratadas a tiempo parcial, se abonará durante todos los días naturales en que se mantenga la suspensión del contrato de trabajo por riesgo durante el embarazo, con la excepción aludida en el párrafo anterior.

 
3. Beneficiarias / requisitos
Las trabajadoras por cuenta ajena y socias trabajadoras de sociedades cooperativas o laborales, declaradas en situación de suspensión de contrato por riesgo durante el embarazo, siempre que reúnan los siguientes requisitos:

•Estar afiliadas y en alta. Se considerarán de pleno derecho afiliadas y en alta, aunque el empresario haya incumplido sus obligaciones.
•Para las profesionales taurinas, la inclusión en el censo de activos equivale a la situación de alta.
•Se considera situación de alta especial la huelga legal o cierre patronal.
•En el caso de los representantes de comercio se exige, además, estar al corriente del pago de cuotas en la fecha en que sobrevenga la contingencia. Si no están al corriente, se advertirá de la necesidad de que se pongan al corriente, quedando condicionado el pago de la prestación al cumplimiento de dicha obligación.
•En el caso de las artistas y profesionales taurinas, que resulten deudoras de cuotas en virtud de las regularizaciones que se efectúen al finalizar el ejercicio económico, será de aplicación lo indicado en el párrafo anterior.
•Período mínimo de cotización: no se exige al derivarse de contingencias profesionales.
 
4. Certificación médica sobre la existencia de riesgo
La certificación médica de que las condiciones del puesto de trabajo pueden influir negativamente en la salud de la trabajadora y/o del feto será expedida por el INSS o la Mutua de Accidentes de Trabajo y Enfermedades Profesionales, en función de la entidad con la que la empresa tenga concertada la cobertura de los riesgos profesionales:

•Si la competencia es de los servicios médicos del INSS:
◦Será requisito previo el informe del médico del Servicio Público de Salud que asista facultativamente a la trabajadora, en el que se exprese la situación de embarazo, así como que las condiciones del puesto de trabajo desempeñado pueden influir negativamente en la salud de la embarazada o del feto.
◦La trabajadora presentará el mencionado informe ante la Dirección provincial del INSS correspondiente a su domicilio, acompañando declaración de la empresa en la que consten los cometidos efectuados por la interesada en la empresa, así como que el puesto de trabajo desempeñado no se encuentra dentro de los exentos de riesgo a efectos de embarazo. Si se trata de trabajadoras empleadas de hogar, se acompañará declaración del responsable del hogar familiar.
◦Los servicios médicos de la indicada Dirección Provincial emitirán certificado en el que quede acreditado que las condiciones del puesto de trabajo influyen negativamente en la salud de la embarazada o del feto y que, en consecuencia, debería desempeñar un puesto de trabajo o función diferente y compatible a su estado.
◦La expedición de este certificado será de tramitación preferente y constará de original y dos copias:
◦Se entregará a la trabajadora el original y una copia con destino a la empresa o, en su caso, al responsable del hogar familiar.
◦La otra copia quedará en poder del servicio médico.

En las Direcciones provinciales del INSS donde no se disponga de servicios médicos propios, la certificación médica será expedida por el órgano de la Comunidad Autónoma que, equivalente a la Inspección de Servicios Sanitarios, haya asumido las transferencias en materia sanitaria.

•Si la competencia es de los servicios médicos de la Mutua de Accidentes de Trabajo y Enfermedades Profesionales de la Seguridad Social, se seguirá el mismo procedimiento que en el punto anterior con las siguientes particularidades:

◦La interesada entregará a la Mutua el informe médico del Servicio Público de Salud y la declaración de la empresa a fin de que por los servicios médicos de la Mutua se emita el certificado.
◦La certificación médica constará de un original y tres copias:
◦Se entregará a la trabajadora el original y dos copias, una con destino a la empresa y otra a la Entidad gestora correspondiente.
◦La tercera copia se quedará en poder del servicio médico.
 
5. Nacimiento del derecho y duración
•El derecho al subsidio nace desde el mismo día que se inicie la suspensión del contrato de trabajo por riesgo durante el embarazo.
•Se abonará durante el período necesario para la protección de la salud de la trabajadora embarazada y/o del feto y finalizará el día anterior a aquél en que se inicie la suspensión del contrato de trabajo por maternidad o el de reincorporación de la mujer trabajadora a su puesto de trabajo anterior o a otro compatible con su estado.

En el caso de trabajadoras contratadas a tiempo parcial, se abonará durante todos los días naturales en que se mantenga la suspensión del contrato de trabajo por riesgo durante el embarazo, con la excepción aludida en el párrafo anterior.

 
6. Denegación, anulación, suspensión / extinción
El derecho al subsidio puede ser denegado, anulado o suspendido cuando la beneficiaria:

•Actúe fraudulentamente para obtener o conservar el subsidio.
•Realice cualquier trabajo o actividad, ya sea por cuenta ajena o propia, siempre que se hayan iniciado con posterioridad a la suspensión del contrato de trabajo por riesgo durante el embarazo, incompatibles con su estado.

El derecho al subsidio se extingue por:

•Suspensión del contrato de trabajo por maternidad.
•Reincorporación de la mujer trabajadora a su puesto de trabajo anterior o a otro compatible con su estado.
•Extinción del contrato de trabajo en virtud de las causas legalmente establecidas.
•Fallecimiento de la beneficiaria.
 
7. Formulario de solicitud
Adjuntamos un link que te enviará a la página web del INSS, donde encontrarás todos los impresos que necesitarás para tramitar esta situación.

 
8. Documentos que deben acompañar a la solicitud / Normativa de aplicación
. Acreditación de identidad de la interesada mediante la siguiente documentación en vigor:

•Españolas: Documento Nacional de Identidad (DNI).
•Extranjeras:

◦Número de Identificación de extranjeros (NIE) y pasaporte o documento/carta de su país (UE, EEE y Suiza).
◦Tarjeta de identidad de extranjeros (TIE), resto de países.

PRESENTACIÓN DE LOS SIGUIENTES DOCUMENTOS, ORIGINALES Y EN VIGOR, Y FOTOCOPIAS COMPULSADAS O COPIAS PARA PROCEDER A SU COMPULSA

2. Documentación relativa a la cotización:

•Trabajadora por cuenta ajena del Régimen General: certificado de empresa debidamente cumplimentado.
•Trabajadoras por cuenta ajena del Régimen Especial Agrario: certificado de empresa, cumplimentando conforme al TC 2/8 del mes anterior al inicio de la suspensión del contrato de trabajo y justificantes de pago de los tres últimos meses (TC 1/9).
•Para las artistas y profesionales taurinas: declaración de actividades (TC 4/6) y justificantes de actuaciones (TC 4/5), que no hayan sido presentados en la Dirección provincial o Administración de la Tesorería General de la Seguridad Social.
•Trabajadora por cuenta propia: Justificantes del pago de cuotas de los tres últimos meses.
•Representantes de Comercio: Justificantes del pago de cuotas de los tres últimos meses (TC 1/3).

DOCUMENTACIÓN QUE ACREDITE EL RIESGO

3. Informe médico del facultativo del Servicio Público de Salud que la asiste [1].

4. Certificación médica expedida por los Servicios Médicos de la Entidad Gestora, en función de la Entidad con la que la empresa, o las trabajadoras por cuenta propia, tengan concertada la cobertura de los riesgos profesionales, en la que quede acreditado, en el caso de "riesgo durante el embarazo", que las condiciones del puesto de trabajo influyen negarivamente en la salud de la trabajadora o del feto y, en el caso de "riesgo durante la lactancia natural", que las condiciones de trabajo influyen negativamente en la salud de la mujer o del hijo.

5. Declaraciones de la empresa o de la trabajadora por cuenta propia [2].

•Trabajos y actividades realizadas por la trabajadora, condiciones del puesto de trabajo, categoría y riesgo específico.
•Inexistencia de otro puesto compatible con su estado.

OTRA DOCUMENTACIÓN

6. Declaración de situación de actividad, sólo para las trabajadoras del Régimen Especial de Trabajadores Autónomos.

7. Libro de familia, para la prestación de "riesgo durante la lactancia natural".

Normativa de aplicación:
Ley Orgánica 3/2007, de 22 de marzo, para la igualdad efectiva de mujeres y hombres.


Notas:
1. No será necesaria su presentación cuando aporte la certificación médica, que acredite el riesgo, y ésta haya sido expedida por el Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS).
2. En caso de socias de sociedades cooperativas o laborales, la declaración se emitirá por el gerente o administrador de la sociedad.
En caso de trabajadores integrados en el Régimen Especial de Empleados del Hogar, la declaración la emitirá el responsable del hogar familiar.
 
contraer Tema : LA INCAPACIDAD PERMANENTE Y SUS INVALIDECES ‎(26)
1. ¿Qué es la Invalidez Permanente?
La define el art. 34 de la Ley 42/1994 de 30 de diciembre diciendo que es aquella situación del trabajador que después de haber estado sometido al tratamiento prescrito y de haber sido dado de alta médica, presenta reducciones anatómicas o funcionales graves, susceptibles de determinación objetiva y previsiblemente definitivas, que disminuyan o anulen su capacidad laboral.

 
2. ¿Qué son las lesiones permanentes no invalidantes?
Las define el art. 150 del Texto Refundido de la L.G.S.S.
Son las lesiones, mutilaciones y deformidades de carácter definitivo, causadas por un accidente de trabajo o enfermedad profesional que, sin llegar a constituir una invalidez permanente, suponen una disminución o alteraci6n de la integridad física del trabajador y que aparezcan en el baremo de indemnizaciones.
Su indemnización es de una sola vez, por la cantidad a tanto alzado que el mismo baremo determina.
Esta indemnización la percibirá el trabajador, sin perjuicio del derecho del trabajador a continuar al servicio de la empresa.

 
3. ¿Qué requisitos son necesarios para obtener la prestación por lesión permanente no invalidante?
Tres son los requisitos básicos para obtener la pensión permanente no invalidante:

a.Estar en alta o situación asimilada en la Seguridad Social.
b.Haber sido dado de alta médica por curación.
c.Que la lesión o mutilación venga recogida en el baremo de lesiones permanentes no invalidantes.
 
4. ¿Cuántos grados de invalidez hay?
Los distintos grados de invalidez están en función de las reducciones anatómicas o funcionales sufridas por el trabajador, debiendo en todo caso ser la disminución de su capacidad superior al 33%.
El art. 137 de la Ley General de la Seguridad Social 1/1994 los clasifica en los siguientes grados:

a.Incapacidad permanente parcial para la profesión habitual.
b.Incapacidad permanente total para la profesión habitual.
c.Incapacidad permanente absoluta para todo trabajo.
d.Gran Invalidez.
 
5. ¿Qué periodo de tiempo es necesario haber cotizado para tener derecho a la prestación económica por Invalidez Permanente en accidente de trabajo?
Cuando la invalidez esta motivada por accidente de trabajo o por enfermedad profesional, no es necesario ningún periodo mínimo de cotización.

 
6. ¿Cuál es el período máximo de la Incapacidad Temporal?
Una de las causas del paso de Incapacidad Temporal a Permanente, es el agotamiento del tiempo máximo que marca el párrafo 1º del artículo 128, del T.R.L.G.S.S., es decir 18 meses.

 
7. ¿Existe obligación de cotizar en caso de Incapacidad Temporal?
Según el redactado del art. 106.4 del Texto Refundido de la L.G.S.S. del año 94 realizado por el art. 32.2 de la Ley 41/94 la obligación de cotizar continuará en la situación de Incapacidad Temporal, cualquiera que sea la causa.
Por lo tanto la obligación alcanzara hasta los 18 primeros meses, no pudiendo dar de baja al trabajador con contrato fijo hasta transcurrido dicho plazo.

 
8. ¿Qué efectos producen en la relación laboral la Incapacidad Temporal y la Invalidez Permanente?
Según el art. 36 de la Ley 42/1994 de 30 de diciembre:

1.Suspensión del contrato de trabajo.
2.Producida la extinción de la Incapacidad Temporal con declaración de Invalidez Permanente (total, absoluta o gran invalidez) y la situación de incapacidad del trabajador vaya a ser previsiblemente objeto de revisión por mejoría, que permita su incorporación al puesto de trabajo, subsistirá la suspensión de la relación laboral, con reserva del puesto de trabajo, durante un periodo de dos años desde la fecha de la resolución por la que se declare la invalidez permanente.
 
9. ¿Qué cuantía económica percibe el trabajador durante la prórroga de la I.T.?
La Incapacidad Permanente produce la suspensión del contrato, pudiendo la empresa dar de baja al trabajador, no estando obligada a cotizar por él mientras permanece en dicha situación.

 
10. ¿Se revaloriza la prestación económica de la Incapacidad Permanente?
Las prestaciones de Incapacidad Permanente están equiparadas, a efectos de su revalorización anual, a las pensiones; por lo tanto el incremento será el que fije el Gobierno por la Ley de Presupuestos Generales del Estado.

 
11. ¿Cuándo se extingue la prórroga de la Incapacidad Temporal?
1.Por alta médica debida a curación sin incapacidad.
2.Por alta médica con declaración de invalidez permanente.
3.Por pasar el trabajador a la situación de jubilación.
4.Por fallecimiento del trabajador.
 
12. ¿Cuándo se deniega, suspende o anula el subsidio de la prórroga de la Incapacidad Temporal?
1.Cuando haya actuado fraudulentamente para obtener o conservar el subsidio.
2.Cuando rechace o abandone el tratamiento sin causa justificada.
3.Cuando trabaje por cuenta propia o ajena durante la Incapacidad Temporal
 
13. ¿Es posible embargar el subsidio de Incapacidad Permanente?
Sí es posible y en las mismas circunstancias que para el embargo de los salarios, de la siguiente forma:

1.Subsidio equivalente Salario Mínimo Interprofesional, inembargable, salvo para el pago de alimentos.
2.Las prestaciones que superen el Salario Mínimo Interprofesional (SMI) según la siguiente escala:
◦Cuantía entre el SMI y 2 veces éste > 30%
◦Cuantía entre 2 y 3 veces el SMI > 40%
◦Cuantía entre 3 y 4 veces el SMI > 50%
◦Cuantía entre 4 y 5 veces el SMI > 70%
◦Cuantía entre 5 y 6 veces el SMI > 80%
◦Cuantía de más de 6 veces el SMI > 90%
 
14. ¿Cuál es la definición de profesión habitual?
La viene a definir el art. 137.2 del Texto Refundido de la L.G.S.S., diciendo que se entiende por profesión habitual, en caso de accidente, sea o no de trabajo, la desempeñada normalmente por el trabajador al tiempo de sufrirlo. En caso de enfermedad común o profesional, aquella a la que el trabajador dedicaba su actividad fundamental durante el período de tiempo, anterior a la iniciación de la incapacidad
 
15. ¿Qué es la Incapacidad Permanente parcial?
La define el art. 137-3° del Texto Refundido de la L.G.S.S.
Es aquella incapacidad permanente que sin alcanzar el grado de total, ocasione el trabajador una disminución no inferior al 33% en su rendimiento normal para dicha profesión, sin impedirle la realización de las tareas fundamentales de la misma.

 
16. ¿Qué prestación económica percibe el trabajador en Incapacidad Permanente parcial?
Una indemnización a tanto alzado de 24 mensualidades de la base reguladora de la prestación de Incapacidad Temporal.
El declarado en Incapacidad Parcial Permanente que se someta a un proceso de recuperación, podrá percibir un 75% de la base reguladora de la Incapacidad Temporal pero no podrá percibir salario al ser incompatible
 
17. ¿Qué es Incapacidad Permanente total para la profesión habitual?
La define el art. 137.4 del Texto Refundido de la L.G.S.S.
Es la que inhabilita al trabajador para la realización de todas, o al menos, de las fundamentales tareas de su profesión habitual, siempre que pueda dedicarse a otra distinta.

 
18. ¿Cuál es la principal diferencia entre la Incapacidad Permanente parcial y la total?
Esencialmente en que en la lncapacidad Permanente parcial el trabajador puede desarrollar las tareas fundamentales de su profesión habitual y en la total no puede desarrollar ninguna de éstas.

 
19. ¿Qué prestaciones económicas corresponden en Incapacidad Permanente total?
Corresponde una pensión vitalicia de un 55% de la base reguladora.
Cuando por su edad (mayores de 55 años), falta de preparación general o especial, o por las circunstancias sociales o laborales de su residencia, se presuma que tendrá dificultades en obtener empleo, se puede incrementar la pensión en un 20% para todos aquéllos trabajadores, reconociendo este derecho la Dirección Provincial del INSS.
Asimismo el trabajador afecto de esta invalidez que se someta a un proceso de recuperación puede incrementar su pensión en un 20%, incompatible con ningún tipo de salario.

 
20. En la Incapacidad Permanente total, ¿es posible cambiar la pensión vitalicia por una indemnización a tanto alzado?
Es posible aunque dificilísima de conseguir ya que los organismos competentes son muy rígidos a la hora de concederlos, pese a las pocas peticiones que se dan.
En principio el solicitante tiene que tener menos de 60 años, y existe una escala que es la siguiente:

◦Solicitante inferior a 54 años ...... 72 mensualidades
◦Solicitante inferior a 55 años ...... 60 mensualidades
◦Solicitante inferior a 56 años ...... 48 mensualidades
◦Solicitante inferior a 57 años ...... 36 mensualidades
◦Solicitante inferior a 58 años ...... 24 mensualidades
◦Solicitante inferior a 59 años ...... 12 mensualidades
 
21. ¿Qué otros requisitos son necesarios para cambiar la pensión vitalicia por indemnización?
•Ser menor de 60 años.
•Petición realizada dentro de los 3 años siguientes a la resolución o sentencia firme.
•Las lesiones no son susceptibles de modificación.
•Acreditar al beneficiario que esta realizando un trabajo en cualquiera de los regímenes de la Seguridad Social o el importe de la indemnización se invertirá en una actividad profesional como autónomo.
•Solicitarlo a la Secretaria General de la Seguridad Social.
 
22. ¿Qué es la Incapacidad Permanente absoluta para todo trabajo?
El art. 137.5 del Texto Refundido de la L.G.S.S. dice: "Se entenderá por incapacidad permanente absoluta para todo trabajo la que inhabilite por completo al trabajador para toda profesión u oficio".

 
23. ¿Qué prestaciones económicas percibe?
Una pensión vitalicia equivalente al 100% de la Base Reguladora.

 
24. ¿Qué es la gran invalidez?
Articulo 137.6 del Texto Refundido de la L.G.S.S.
Es la situación del trabajador afecto a incapacidad permanente y que, por consecuencia de perdidas anatómicas o funcionales, necesita la asistencia de otra persona para realizar los actos más esenciales de la vida, tales como vestirse, desplazarse, comer o análogos.

 
25. ¿Qué prestación económica se percibe en la gran invalidez?
Se tiene derecho al 150% de la Base Reguladora (es decir, el 100% de la Incapacidad Permanente Absoluta más el 50% por la gran invalidez). En principio este 50% de incremento va destinado a abonar la asistencia que le presta una persona al inválido.
A petición del interesado o de sus representantes legales, puede solicitarse la sustitución del incremento de la pensión por el internamiento en una institución asistencial, siendo la Mutua la que autoriza la sustitución
 
26. ¿Se pueden revisar los grados de invalidez?
Las situaciones de invalidez las declara el I.N.S.S.
La revisión viene determinada en el art. 143 del Texto Refundido de la L.G.S.S.
La revisión se puede efectuar por dos causas:

1.Por agravación o mejoría.
2.Por error de diagnóstico.
Para el primer caso, la resolución, inicial o de revisión, indicara el plazo a partir del cual se puede instar la revisión, y siempre que no haya cumplido la edad de 65 años.
Las revisiones fundadas en error de diagnostico podrán llevarse a cabo en cualquier momento, mientras no hayan cumplido los 65 años.
 
contraer Tema : LA INCAPACIDAD TEMPORAL ‎(32)
1. ¿Qué es la Incapacidad Temporal?
Según establece el artículo 128 del TRLGSS, la Incapacidad Temporal, es aquella situación en la que se encuentra todo trabajador mientras recibe asistencia sanitaria y esté inhabilitado para trabajar.
Establece un plazo máximo de duración de 12 meses prorrogables por otros seis cuando se presume que durante ellos se va a dar el alta médica por curación.

 
2. ¿Quién puede ser beneficiario de la Incapacidad Temporal?
Todos los trabajadores incluidos en el Régimen General de la S.S. que reúnan las condiciones del apartado 1º del art. 124 del TRLGSS y estén en alta o situación asimilada (con relación a los trabajadores autónomos, el RD 1273/2003, ha hecho extensiva esta protección para todo este colectivo).

 
3. ¿Cuál es el período de carencia que hace falta para ser beneficiario de la Incapacidad Temporal por accidente de trabajo?
Por Ley 42/1.994 de 30 de diciembre en el apartado 5 del art. 32.b en caso de accidente sea o no de trabajo, y de enfermedad profesional, no se exigirá ningún período previo de cotización.

 
4. ¿Qué prestación económica percibe el trabajador durante la I.T.?
El subsidio es de un 75% de la Base Reguladora del trabajador, pudiéndose dar un recargo de un 30 a un 50% a cargo del empresario, cuando la lesión se produzca por falta de medidas de seguridad, higiene o salubridad. (Art. 123-1° del TRLGSS).

 
5. ¿El recargo en las prestaciones cubre todo tipo de invalidez?
La ley de la S.S. ha ampliado el recargo de las prestaciones económicas que tengan su causa en accidente de trabajo o enfermedad profesional este incremento según la gravedad de la causa es de un 30 a un 50%, lo abonará el empresario de su pecunio y no puede haber ningún tipo de seguro, pacto, ni contrato para asistirle de esta responsabilidad siendo nulo de pleno derecho el mismo.

 
6. ¿Quién fija la responsabilidad empresarial?
Al ser preceptivo el trámite previo administrativo será en primera instancia la Dirección Provincial del INSS.
En la solicitud figuraran necesariamente un informe de la Inspección de Trabajo en el que se especificaran los hechos y las circunstancias concurrentes, la disposición infringida y la causa concreta enumerada en la ley General de la Seguridad Social.
La cuantía puede ser modificada por el juez en la vía jurisdiccional.

 
7. ¿Puede ser condenado vía penal el empresario?
Las sanciones penales solamente se imponen a las personas, por ello cuando hablamos del empresario nos estamos haciendo también referencia a todas aquellas personas que tienen una función de dirección y mando en la empresa, ya que ellas están obligadas a cumplir y hacer las normas destinadas al mantenimiento de la seguridad en el trabajo.
El nuevo Código Penal, en su articulo 316 indica que los que con infracción de las normas de prevención de riesgos laborales y estando legalmente obligados, no faciliten los medios necesarios para que los trabajadores desempeñen su actividad con las medidas de seguridad e higiene adecuadas, de forma que pongan así en peligro grave su vida, salud o integridad física, serán castigados con las penas de prisión de seis meses a tres años y multa.
Si el delito se comete con imprudencia grave, se castigara con la pena inferior en grado (art. 317 del Código Penal).
La jurisprudencia viene entendiendo que para que se produzca la res-responsabilidad empresarial deberán darse las siguientes circunstancias:

A.Que la empresa haya incumplido las normas relativas a la seguridad en el trabajo.
B.Que este incumplimiento haya sido la causa del accidente (relación causa efecto).
C.Que se haya demostrado.
D.Que exista dolo, culpa o negligencia por parte de la empresa.
 
8. ¿Qué es la Base de Cotización?
La define el art. 109 del TRLGSS. Está constituida por la remuneración total, cualquiera que sea su forma o denominación, que con carácter mensual tenga derecho a percibir el trabajador.
Las percepciones de vencimiento superior al mensual se prorratearán a lo largo de los doce meses del año.
Están excluidas:

1.Las dietas de viaje, gastos de locomoción, plus de distancia y plus de transporte.
2.Las indemnizaciones por fallecimiento, traslado, suspensiones o despidos.
3.Las cantidades abonadas por quebranto de moneda, y las indemnizaciones por desgaste de útiles o herramientas y adquisición de prendas de trabajo.
4.Los productos en especie concedidos voluntariamente por las empresas.
5.Las prestaciones de la Seguridad Social y sus mejoras.
6.Las horas extraordinarias (no se computan para las contingencias comunes pero sí para accidente de trabajo).
 
9. ¿Cuál es la Base de Cotización en caso de pluriempleo?
Tanto el tope mínimo como el máximo de cotización en accidente de trabajo, lo fija el Gobierno por la Orden de Cotización, que es actualizada anualmente.
En caso de pluriempleo se distribuirá entre todas las empresas en las que preste sus servicios el trabajador pluriempleado en proporción a las retribuciones abonadas al mismo en cada una de ellas.

 
10. ¿En qué puede variar una Base de accidente de trabajo y una de enfermedad común?
La única diferencia estriba en las horas extraordinarias, ya que estas sí que se tienen en cuenta a la hora de constituir la base de cotización para accidentes de trabajo, determinándolo así el art. 109 g) del TRLGSS.
Sin embargo, hemos de señalar que aunque estas horas extraordinarias no se suman a los conceptos de la base de cotización individual para las contingencias comunes de cada trabajador, la empresa ha de hacerlas constar en el modelo TC2, distinguiendo entre horas estructurales y no estructurales, ya que tienen cotización diferente, debiendo reflejarse su cotización en el modelo TC1.

 
11. ¿Tiene limites la Base de Cotización?
Reglamentariamente fija el gobierno de la nación las cuantías de los topes máximos y mínimos de cotización en la ley de Presupuestos Generales del Estado.
Para las contingencias comunes señala 11 grupos de cotización diferente según categorías profesionales.
Para accidente de trabajo no existen diferencias por categorías profesionales, pero si unos topes mínimos y máximos que se fijan anualmente.

 
12. ¿Qué es la Base Reguladora en un accidente de trabajo?
En el parte de accidente veremos que se hace una distinción entre Base Reguladora A y Base Reguladora B.
En la A irán todos aquellos conceptos cuya percepción el trabajador recibe mensualmente o al ser conocidos anticipadamente el empresario puede prorratear mensualmente (Ej.: vacaciones, pagas extras, etc...) Este importe se dividirá entre 30 para los trabajadores fijos, y constituirá el cociente la base A.
La base B estará compuesta por aquellos conceptos de no percepción mensual o no prorrateables al no conocerse con antelación. Se sumaran los de los 12 meses anteriores y se dividirá entre 365, el cociente será la base reguladora B.
El 75% de la suma de ambas bases será la que percibirá el trabajador como percepción diaria.

 
13. ¿Mientras permanezca el trabajador en Incapacidad Temporal se le puede subir el subsidio?
Durante la Incapacidad Temporal lo que se abona al trabajador es una prestación y no un salario, por ello no se modificará a no ser que la prestación que percibe el trabajador sea inferior al salario mínimo interprofesional
 
14. ¿Qué base se aplica en una recaída?
El antiguo Reglamento de Accidente de Trabajo determinaba que el salario regulador es el del mes anterior al accidente, la jurisprudencia está entendiendo en los casos que el trabajador sufre una recaída y durante el período previo ha cotizado por una base superior, debería ser esta la nueva base a aplicar.
Habrá que tener en cuenta el art. 9.1 de la Orden de 13 de Octubre de 1967, ya que fija el tiempo de 6 meses para que pueda considerarse una nueva baja.

 
15. ¿Qué sucede cuando un trabajador está de baja por A.T. y finaliza su contrato de trabajo?
El trabajador continúa percibiendo la prestación económica y asistencial a cargo de la Mutua de A.T., hasta el alta médica o la extinción de la Incapacidad Temporal, pasando posteriormente a la situación legal de desempleo.
Con motivo de la publicación de la Ley 24/2001, que modifica el artículo 222 del TRLGSS, se establece un nuevo procedimiento para el cálculo de la base de cotización aplicable, y del subsidio diario que se ha de abonar a los beneficiarios en situación de Desocupación-Incapacidad Temporal, por la extinción de la relación laboral, en los casos de Contingencias Comunes.
Se toma como referencia los 180 días cotizados con anterioridad a la extinción de la relación laboral, siendo la cuantía de la prestación del 70% durante los 180 primeros días, y del 60% a partir del día 181.

 
16. ¿Quién cotiza por el trabajador en esta situación de desempleo / Incapacidad Temporal?
Los trabajadores continúan en alta en la Seguridad Social, y la Entidad Gestora es la que abona las cotizaciones por las contingencias comunes, excepto las que son de accidentes de trabajo y enfermedad profesional.
La Mutua procederá a dar de Alta al trabajador en situación de Incapacidad Temporal en un número patronal asignado especialmente para este efecto por la Seguridad Social.

 
17. El trabajador en Invalidez Temporal / desempleo, ¿cómo cobra si se ha extinguido la relación laboral con la empresa?
La empresa venía abonando al trabajador las prestaciones económicas en la modalidad de "pago delegado". Es decir, descontando lo que debía de pagarle de las cotizaciones que efectuaba a la Mutua. Al extinguirse la relación laboral, el pago pasará a realizarlo directamente la Mutua hasta la extinción de la Invalidez temporal.
Será necesario aportar por parte del trabajador la siguiente documentación:

a.Solicitud de Pago Directo firmada por la empresa.
b.Fotocopia del Contrato de Trabajo y prórrogas.
c.Certificado de cotizaciones de la última empresa, y si la antigüedad es inferior a 180 días, los de las empresas anteriores hasta computar los 180 días.
d.Certificado de Vida Laboral del trabajador expedido por la TGSS.
e.Fotocopia de la hoja salarial del mes anterior al accidente.
f.Fotocopia del D.N.I.
g.Fotocopia del modelo A 2/2 de alta y baja.
h.Fotocopia del Libro de Familia.
i.Recibo bancario o documento acreditativo del número de cuenta corriente
 
18. ¿Qué es el pago delegado?
Las empresas individualmente y en relación con su personal, están obligadas a pagar por delegación el subsidio de invalidez temporal. El importe lo descuentan de las cotizaciones a la Mutua de Accidentes de Trabajo, mediante el modelo TC1.

 
19. ¿En qué casos el empresario puede pedir que sea la Mutua la que abone directamente el pago de la prestación?
•En los casos de finalización del contrato, al extinguirse la relación laboral y continuar el trabajador de baja.
•En las bajas de los trabajadores agrícolas por cuenta ajena.
•Cuando sean empresas de menos de 10 trabajadores y que lleven más de 6 meses consecutivos pagando la Invalidez Temporal en Pago Delegado.
 
20. ¿Qué períodos son los necesarios para percibir el desempleo?
El RD 1/1992 del 3 de abril, marca los períodos de ocupación cotizada en los seis años anteriores a la situación legal de desempleo.
La cuantía de la prestación es:

•70% durante los 180 primeros días.
•60% a partir de los 180 primeros días
 
21. ¿La dispensación de medicamentos es gratuita en caso de Accidente de Trabajo?
Según el Decreto 2766/1967 de 16 de noviembre en su art. 11.1 dice que la asistencia sanitaria por accidente de trabajo y enfermedad profesional se prestará de la manera más completa y comprenderá:

A.El tratamiento médico y quirúrgico, las prescripciones farmacéuticas y todas las técnicas diagnosticas.
B.Aparatos de prótesis y su renovación.
C.La cirugía plástica y reparadora de las deformidades o mutilaciones.

Asimismo viene determinado en el R.D. 83/1993 de 22 de enero que regula la selección de medicamentos a efectos de su financiación por el Sistema Nacional de Salud.

 
22. ¿Cuánto tiempo dura la asistencia sanitaria?
El art. 12 del Decreto 2766/1967 de 16 de noviembre dice que la asistencia sanitaria por accidente de trabajo y enfermedad profesional será prestada desde el momento en que se produzca el accidente, se diagnostique la enfermedad profesional y durante el tiempo que su estado y patología lo requiera
 
23. ¿El trabajador debe ir a los servicios médicos que determine la Mutua?
El trabajador deberá acudir preferentemente y siempre que sea posible a los servicios sanitarios de la Mutua.
Solamente podría ser prestado por otros servicios ajenos en base al art. 18 del Decreto 2766/1967 de 16 de noviembre, cuando el trabajador no obtenga la asistencia sanitaria que hubiese solicitado en tiempo y forma.

A.Cuando la asistencia sea debido a una urgencia de carácter vital.
B.En estos casos y en un plazo de 15 días naturales debe solicitarlo razonando la petición y justificando los gastos.
 
24. ¿A quién le corresponde el pago del salario del trabajador en el día del accidente?
Según el art. 129. del TRLGSS corresponde el abono íntegro del día del accidente al empresario. Percibiendo el trabajador el 75% de la base reguladora a partir del día siguiente de la baja.

 
25. ¿Cuánto tiempo dura el subsidio de la Incapacidad Temporal?
El subsidio de incapacidad temporal, tanto en contingencias profesionales como comunes, tiene un período de duración de 12 meses, prorrogables por otros 6 cuando se presuma que durante ellos el trabajador puede ser dado de alta medica por curación.
En este cómputo se tendrán en cuenta los períodos de recaída y observación del mismo proceso patológico, aunque haya períodos de actividad, siempre que los mismos sean inferiores a 6 meses.

 
26. ¿Se alargan estos plazos para el estudio médico de la Incapacidad Temporal?
Los efectos de la incapacidad temporal se alargarán en el siguiente supuesto:

•Hasta un máximo de 3 meses, cuando es para examinar el estado del incapacitado, y determinar el grado de invalidez permanente que le corresponda.
 
27. ¿Persiste la obligación de cotizar por el trabajador al que se le prorroga el período de Incapacidad Temporal?
Durante el período de prórroga de la incapacidad temporal, no persiste la obligación de cotizar por parte del empresario.

 
28. ¿Cuándo se extingue el derecho al subsidio de Incapacidad Temporal?
Según el art. 131, bis del TRLGSS:

A.Por transcurso del plazo (12 meses más 6 meses).
B.Alta medica (con o sin declaración de invalidez).
C.Por pasar a la situación de jubilación.
D.Por muerte.
 
29. ¿Cuándo puede perder el trabajador el subsidio por Incapacidad Temporal?
Según el art. 132 del TRLGSS:

1.Cuando el beneficiario actúe fraudulentamente para recibir la prestación.
2.Si estando en Incapacidad Temporal trabaja por cuenta ajena o propia.
3.Cuando sin causa razonable rechaza o abandona el tratamiento que le fuere indicado
 
30. En caso de pluriempleo, si hay un accidente, ¿quién paga al trabajador?
Cada empresa abonará al accidentado, en pago delegado, la parte proporcional del subsidio que le corresponda, en función de lo cotizado.
La asistencia sanitaria será prestada por la Mutua que tuviere cubierta la contingencia del accidente en la empresa en que el mismo se produzca. Y aunque la Ley no lo indica, normalmente ambas entidades repartirán los gastos proporcionalmente.

 
31. Si un trabajador está de baja durante los 11 meses del año y se le da el alta el 1 de diciembre, ¿tiene derecho ese trabajador a disfrutar de sus vacaciones?
El trabajador tiene derecho al disfrute de sus vacaciones, ya que el art. 38 del Estatuto de los Trabajadores, dice que las vacaciones, no sustituibles por compensación económica, serán las que marque el convenio o contrato individual, y en ningún caso será inferior a 30 días naturales.
El art. 32.4 de la Ley 42/1994 define la incapacidad temporal a aquella que tiene el trabajador que le imposibilita para el trabajo mientras recibe asistencia médica.
Por tanto el hecho de no poder trabajar por estar de baja médica, no obsta para que pierda las vacaciones, ya que éstas las ha de disfrutar en el año natural.
Si la baja alcanzara a todo el año, o en un período que sin comprender todo el año el trabajador no hubiera disfrutado de esas vacaciones, no podría hacerlo, ni se le podría compensar de ninguna manera.

 
32. En el caso del ejemplo anterior, ¿el trabajador cobraría las pagas extraordinarias?
El art. 31 del Estatuto de los Trabajadores dice que el trabajador tiene derecho a 2 gratificaciones extraordinarias al año, una en Navidad y otra cuando lo marque el convenio o por acuerdo entre el empresario y los representantes de los trabajadores. Fijándose en convenio la cuantía de tales gratificaciones. También se puede acordar el prorratearlas en las doce mensualidades del año.
Como ya sabemos la base de cotización se forma con todas las retribuciones que corresponded al mes al que se refiere la cotización, con inclusión de todos los conceptos no excluidos de cotización, añadiremos además la parte proporcional de las pagas extraordinarias y los conceptos retributivos que no tengan carácter periódico y que vayan a pagarse durante el año en curso.
Cuando la empresa paga a los trabajadores el accidente de trabajo en pago delegado de la Mutua, está pagándole la parte proporcional de las pagas extraordinarias. Por ello en este caso solamente habrá que pagar la parte proporcional del tiempo no abonado mensualmente como accidente de trabajo.
 
contraer Tema : LAS MUTUAS ‎(6)
¿Son las mutuas de accidente de trabajo y enfermedad profesional compañias de seguros?
Las Mutuas de Accidentes de Trabajo, surgieron como fruto de la iniciativa privada de los empresarios que se asociaron entre sí con el fin de asegurar la responsabilidad objetiva de los mismos de indemnizar a los trabajadores que, en el ámbito laboral, se accidentasen como consecuencia del trabajo realizado, obligación establecida por primera vez en nuestro ordenamiento jurídico por la Ley de Accidentes de Trabajo de 30 de enero de 1900, conocida como Ley Dato y que podía asumirse bien directamente por los mismos, o bien a través de una entidad aseguradora, lo que implicó que, desde esa fecha, la gestión del aseguramiento de dicha obligación se llevase a cabo por las Mutuas en competencia con las distintas compañías de seguros privados, las cuales responden a los mismos principios de asociación mutual.

Hasta 1963 se extendió dicha obligación a otros sectores, año en que la Ley de Bases de la Seguridad Social de 28 de diciembre, incorporó  al régimen público de protección social, junto con el resto de los seguros sociales obligatorios, la cobertura del seguro de accidentes de trabajo, vetándose la actuación de las compañías privadas de seguros, y permitiendo la colaboración tan solo de las Mutuas en la gestión de prestaciones de la Seguridad Social, como entidades de naturaleza privada y con fines compatibles a los perseguidos por el Sistema de Seguridad Social, ya que no tienen ánimo de lucro, momento a partir del cual las Mutuas se han configurado como Entidades Colaboradoras en la gestión de la Seguridad Social.

El origen de la cobertura del seguro de accidente de trabajo, ha implicado que pervivan en su estructura, dentro del Sistema de Seguridad Social, determinadas características propias de un instrumento de cobertura de seguros, presentes en otras prestaciones del Sistema, en concreto, instrumentos tales como la aplicación de una tarifa, la capitalización de pensiones derivadas de accidentes de trabajo, el reaseguro, el sistema de reservas, la aplicación de cálculos actuariales a las indemnizaciones, etc., si bien en el marco de un sistema de Seguridad Social solidario.

Las Mutuas no son compañías aseguradoras, pero aplican la técnica de las mismas en su gestión
 
¿Cómo se financia una mutua de accidente de trabajo?
La financiación de las Mutuas de accidentes de Trabajo se realiza a partir de la aportación de dos cuotas independientes: una, por la gestión de las Contingencias Profesionales y, otra, por las Contingencias Comunes.

La colaboración de las Mutuas en la gestión de las contingencias profesionales se financia por medio de las primas de accidentes de trabajo queque aportadas exclusivamente por el empresario y recaudadas por la Tesorería General de la Seguridad Social, se atribuyen por esta a la Mutua para financiar como cuotas la colaboración en la gestión. Estas cuotas son recaudadas por la Tesorería General de la Seguridad Social, y, posteriormente, son entregadas a la Mutua correspondiente.

 

La cotización por accidentes de trabajo y enfermedad profesional, se realiza mediante la aplicación de una tarifa según la actividad económica desarrollada por la empresa, utilizando la Clasificación Nacional de Actividades Económicas.

La colaboración de estas entidades en la gestión de las contingencias comunes se financia a través de un porcentaje o fracción sobre las cuotas por contingencias comunes, que son a cargo tanto de los empresarios y de los trabajadores, y que igualmente recauda la Tesorería General de la Seguridad Social.

Cada año es la correspondiente Orden de Cotización la que establece la fracción de cuota a recibir por las Mutuas para hacer frente a la colaboración en la gestión de esta contingencia; para el año 2005, la fracción de cuota ha quedado fijada, para el caso del Régimen General, con carácter general en el 0,059, si bien dicho porcentaje podrá elevarse hasta el 0,061 para aquellas Mutuas que acrediten un coeficiente de población protegida por contingencias comunes superior al porcentaje que se determine de los afiliados en contingencias profesionales, o bien registren un porcentaje de procesos de incapacidad temporal por contingencias comunes superior al que se fije por población protegida, o bien acrediten la insuficiencia financiera del coeficiente general en base a circunstancias estructurales, todo ello en los términos que determine la Dirección General de Ordenación de la Seguridad Social. Para el colectivo de trabajadores del Régimen de Trabajadores por Cuenta Propia, la fracción de cuota queda establecida en el 3,3
 
¿Obtienen beneficios económicos las mutuas?
Cuando nos referimos a las Mutuas nunca podemos hablar de “beneficios económicos” ya que no hay que olvidar que tal y como se definen legalmente en el “Reglamento General sobre Colaboración en la Gestión de las Mutuas de Accidentes de Trabajo y Enfermedades Profesionales de la Seguridad Social” son Asociaciones de Empresarios Autorizadas por el Ministerio de trabajo e Inmigración, cuyo objeto es colaborar con la Seguridad Social en la gestión de las contingencias de accidentes de trabajo y enfermedades profesionales, entre otras, careciendo de ánimo de lucro. Esto implica que las Mutuas no podrán dar lugar a la percepción de beneficios económicos de ninguna clase en favor de los asociados.

Hay que destacar que la buena gestión de las Mutuas puede dar lugar a que, al finalizar el ejercicio, hayan tenido más ingresos que gastos, que se denominan excedentes, pero tanto la “L.G.S.S” como el “Reglamento de colaboración de las Mutuas” imponen el destino que han de darse a los mismos. En el Reglamento de colaboración de las Mutuas, especifica la distribución del exceso de excedentes de la siguiente forma:


El 80% ha de ir a los fines generales de prevención y rehabilitación. (Estos fondos solicitando la autorización ministerial pueden ser destinados a la creación o renovación de centros o servicios de prevención o rehabilitación gestionados por la Mutua entre otros).
El 20% restante irá:
■10% a Asistencia Social (prestaciones especiales a favor de los trabajadores accidentados).
■10% a Reservas Voluntarias o a Asistencia Social
 
Ante un accidente de trabajo, ¿un trabajador es atendido antes en una mutua?
Atender con la mayor celeridad posible los accidentes de trabajo que sufren los trabajadores de una empresa asociada es parte del cometido de las Mutuas. Gracias a los numerosos recursos de que disponen las Mutuas, se evitan demoras en la realización de pruebas diagnósticas o en la aplicación de tratamientos médicos o quirúrgicos para sanar al trabajador accidentado.

Con ello se consigue que un trabajador/a sea atendido antes a través de los Servicios de las Mutuas y que en numerosos casos se dinamice la curación de los mismos, evitándoles días de dolencias y posibles agravamientos de su sintomatología por retrasos en el diagnóstico y aplicación del tratamiento médico adecuado.
 
Las mutuas ¿dinamizan los procesos de curación de los trabajadores?
Un trabajador estará de baja médica el tiempo necesario hasta su curación sin importar la duración de la misma.

Sí es cierto que gracias a los numerosos recursos de los que disponen las Mutuas, en muchos casos se evitan demoras innecesarias
 
Cuando un trabajador está de baja por Incapacidad Temporal por Contingencia comun, ¿la Mutua puede dar el alta?
En una baja por incapacidad temporal por contingencia común el único médico que tiene potestad para dar el alta y baja médica por contingencias comunes es el médico del Servicio Público de Salud y, además, será el único que prescribirá el tratamiento médico a seguir. No obstante lo anterior, debe tenerse en cuenta, que como consecuencia de la entrada en vigor de la Ley 40/2007, de medidas en materia de Seguridad Social, en aquellos procesos de baja que superen los doce meses, será el INSS la única entidad competente para acordar la emisión del alta.

En caso de que la Mutua tenga la gestión económica de la incapacidad temporal por contingencias comunes, su médico podrá sugerir un tratamiento, ya que el médico de la Mutua sólo tiene potestad para realizar revisiones médicas de control a las cuales el trabajador debe acudir, y en base a dichas actuaciones podrá remitir una propuesta de alta al médico del Servicio Público de Salud
 
contraer Tema : LAS MUTUAS DE ACCIDENTES DE TRABAJO  ‎(20)
1. ¿Qué es una mutua de accidentes de trabajo?
La definición la da el art. 68 del Texto Refundido de la Ley General de !a Seguridad Social, así como el Real Decreto 1993/1995 en su articulo 2°.
De ambas definiciones podemos señalar las siguientes características:

A. Son asociaciones de empresarios.
B. Colaboran en la gestión de las contingencias de:

I.Accidentes de trabajo y enfermedades profesionales, de los trabajadores a su servicio.
II.Pueden asumir la cobertura de la prestación económica por incapacidad temporal del personal al servicio de los empresarios asociados.
III.Pueden asumir el subsidio para incapacidad temporal del Régimen Especial de los trabajadores por cuenta propia o autónomos, así como los de cuenta propia incluidos en el Régimen Especial Agrario.
IV.Pueden asumir la cobertura de las contingencias profesionales de los trabajadores del Régimen especial de Autonomos (Real Decreto 1273/2003)

C. Carecen de animo de lucro.
D. Sus miembros tienen responsabilidad mancomunada.
E. Necesitan autorización del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social.
F. Es preceptiva la inscripción en el Registro de Mutuas.
G. Tienen la personalidad jurídica propia.

 
2. ¿Qué requisitos son necesarios para su funcionamiento?
Lo determinan el art. 9° del Reglamento de colaboración así como la disposición adicional quinta, y son:

A.Que limiten su actividad a la colaboración con la Seguridad Social.
B.La formen como mínimo 50 empresas y 30.000 trabajadores.
C.Volumen de cuotas de 9.014.639,80 euros.
D.Que los empresarios promotores presten fianza como garantía del cumplimiento de sus obligaciones (art. 19 del Reglamento)
 
3. ¿Cómo está organizada internamente una mutua?
Está compuesta por Órganos de Gobierno y Órganos de Participación.
Los órganos de gobierno están formados por:

◦La Junta General, La Junta Directiva y la Dirección General.)
◦Los órganos de participación están formados por:
◦La Comisión de Control y Seguimiento. (Orden 2 de agosto de 1995)
◦La de Prestaciones Especiales. (Real Decreto 1993/1995 del Reglamento de colaboración de las Mutuas)
 
4. ¿A qué tipo de control están sometidas las Mutuas?
Además del control genérico al que están sometidas como cualquier empresa, (Hacienda, Seguridad Social…) están sometidas al control oficial sobre su funcionamiento, no solo en el momento de su creación, sino durante su actuación ordinaria o su disolución.
La Inspección de Trabajo y Seguridad Social es el órgano encargado de vigilar el cumplimiento de las disposiciones relacionadas con su constitución, organización, gestión y funcionamiento.
Asimismo el Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales, a través de la Intervención General, realiza los procedimientos de: intervención, auditoria general de las cuentas y medidas cautelares.

 
5. ¿Qué servicios o prestaciones son a cargo de la mutua?
Los servicios o prestaciones son:

A.La asistencia sanitaria desde el mismo momento del accidente o enfermedad profesional, hasta la recuperación del accidentado, de aquellos trabajadores por cuenta ajena que sus empresas estén asociadas a la Mutua.
B.Prestaciones económicas desde el día siguiente al del accidente hasta el alta por curación en el período de invalidez temporal, así como las prestaciones económicas por invalidez (invalidez provisional, Incapacidad permanente, muerte y supervivencia), de aquellos trabajadores por cuenta ajena que sus empresas estén asociadas a la Mutua.
C.Servicios sociales de higiene y seguridad en el trabajo, medicina preventiva, recuperación de invalidez y prestaciones asistenciales, para los trabajadores por cuenta ajena cuyas empresas estén asociadas a la Mutua.
D.Prestación económica por incapacidad temporal derivada de contingencias comunes de los trabajadores de sus empresas asociadas.
E.El subsidio por incapacidad temporal del Régimen de trabajadores por cuenta propia o autónomos.
F.El subsidio por incapacidad temporal de los trabajadores por cuenta propia incluidos en el Régimen Especial Agrario de la SeguridadSocial.
 
6. ¿Qué es una entidad colaboradora?
La colaboración en la gestión de la Seguridad Social de las Mutuas de Accidente s de trabajo lo reconocía el art. 47 de la Ley General de la S.S. de 30 de mayo de 1.974, y el art. 2° del Real Decreto 1509/76 de colaboración de las mutuas de accidente de trabajo.
En la actualidad lo regula el artículo 67 del Texto Refundido de la L.G.S.S., que exige la previa autorización del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social, y ceñir su ámbito de actuación a la colaboración con la Seguridad Social.
La ley únicamente reconoce esta posibilidad a:

a.Las mutuas de accidente de trabajo.
b.Asociaciones, fundaciones y entidades públicas y privadas.
 
7. ¿Cómo pueden las empresas colaborar en la gestión de la Seguridad Social?
Lo regulan los artículos 67 y 77 del Texto Refundido de la L.G.S.S., y se podrá realizar:

a.Asumiendo directamente el pago de la Invalidez temporal para accidentes de trabajo y enfermedad profesional y las prestaciones de asistencia sanitaria y de recuperación.
b.Asumiendo la colaboración en la gestión de la asistencia sanitaria y de la Incapacidad Temporal derivada de enfermedad común o accidente no laboral.
c.Pagando a sus trabajadores, a cargo de la Entidad Gestora las prestaciones económicas por incapacidad temporal.
d.Asumiendo directamente el pago a su cargo de la Incapacidad Temporal.
 
8. ¿Qué son las entidades gestoras?
Según el art. 57 del Texto Refundido de la L.G.S.S., son aquellas entidades que realizan la gestión y administración de la Seguridad Social, y son:

◦El Instituto Nacional de la Seguridad Social (para las prestaciones económicas del sistema de la Seguridad Social).
◦El Instituto Nacional de la Salud (para los Servicios Sanitarios).
◦El Instituto Nacional de Servicios Sociales (para las pensiones de invalidez y de jubilación en su modalidad de no contributivas).
 
9. ¿Si una mutua, como resultado de su gestión, da beneficios, que se hace con ellos? ¿Se reparten entre los empresarios asociados?
El Texto Refundido de la L.G.S.S. en su art. 68-3° dice que las Mutuas no podrán dar lugar a la percepción de beneficios económicos de ninguna clase en favor de los asociados, asimismo lo determina el art. 5°-2° del Real Decreto 1993/1995 de colaboración de las Mutuas.
Los beneficios que se pueden dar debidos a la buena gestión la Ley los llama excedentes y el art. 73 del Texto Refundido de la L.G.S.S., y el art. 65 del Reglamento de colaboración de las Mutuas, impone el destino que han de darse a los mismos, que necesariamente han de ir a reservas, pudiendo ser:

1.Para contingencias en tramitación.
2.De obligaciones inmediatas.
3.De estabilización.

Una vez cubiertas la provisión y las reservas obligatorias, el art. 66 del Reglamento de colaboración, indica como se distribuirá el exceso de excedentes:

•El 80% ha de ir a los fines generales de prevención y rehabilitación. (Estos fondos solicitando la autorización ministerial pueden ser destinados a la creación o renovación de centros o servicios de prevención o rehabilitación gestionados por la mutua).

•El 20% restante irá:
• 10% a Asistencia Social.
• 10% a Reservas Voluntarias o a Asistencia Social.
 
10. ¿Qué es el convenio de asociación?
En el momento de la integración en la Mutua del empresario, se formaliza el documento de asociación, en el se determinan los derechos y obligaciones de cada una de las partes (Art. 62-1 del Reglamento de colaboración de las mutuas).
En el documento de asociación se hará constar la actividad de la empresa, con especificación de los trabajos que se efectúen el lugar en que hayan de llevarse a cabo, y hora y fecha del inicio de la cobertura.
Asimismo hace mención especial el del Reglamento en su art. 62-1° que debe figurar expresamente la responsabilidad mancomunada de los asociados.
Los empresarios al suscribir el documento de asociación, o el de proposición, deberán entregar a la mutua informe emitido al respecto por el comité de empresa o delegado de personal, salvo que no existieran (art. 61 Reglamento de colaboración).
También han de comunicar a la Mutua el código o códigos de cuenta de que posea en el momento de la asociación, así como los que en lo sucesivo le asigne la Seguridad Social (art. 62 4° 3a del Reglamento de colaboración de las mutuas).

 
11. ¿Qué es la propuesta de asociación?
El art. 62-4° del Reglamento de colaboración dice que cuando el convenio de asociación no pueda suscribirse de manera inmediata, ira precedido de una proposición de asociación que, aceptada por la mutua y recogida en el documento correspondiente, que se denominara Documento de Proposición de Asociación, implicará que aquella asume las obligaciones que se deriven de la asociación.

 
12. ¿Pueden las mutuas negar la asociación a algún empresario?
Según el art. 70-3° del Texto Refundido de la L.G.S.S., las mutuas habrán de aceptar toda proposición de asociación y consiguiente protección que se formule respecto a su personal, por empresarios comprendidos en su ámbito de actuación.
Asimismo el art. 10 del Reglamento de colaboración impone esta obligación a la Mutua obligándole a aceptar cualquier proposición y adhesión que se le formule con igual alcance que las entidades gestoras.
La falta de pago de las cuotas por un empresario asociado a una mutua no podrá dar lugar a la resolución del convenio de asociación.
Las Mutuas podrán exigir a los asociados, al tiempo de convenir la asociación y en concepto de garantía del cumplimiento de sus obligaciones como tales, el ingreso por una sola vez, el importe de un trimestre, como máximo, de las cuotas correspondientes (art. 64 Real Decreto 1993/1995 Reglamento de colaboración).

 
13. ¿Los empresarios pueden tener a sus trabajadores en distintas mutuas de accidentes?
Según el art. 70 del Texto Refundido de la L.G.S.S., los empresarios podrán optar por asociarse en la Mutua que deseen, pero necesariamente deberán de hacerlo en la misma entidad a todos aquellos trabajadores correspondientes a centros de trabajo comprendidos en el ámbito de la Mutua.
Este principio llamado principio de unidad de aseguramiento, es mada mas de ámbito provincial, es decir, que el documento de asociación será único para la empresa y la mutua. Si la empresa dispone de diferentes codigos de cuenta de cotización, en diferentes provincias, podrá estar asociada a cada una de ellas con diferentes Mútues.
El art. 61-1° del Reglamento de colaboración determina que los empresarios asociados a una Mutua, deberán de tener protegidos en ella a la totalidad de sus trabajadores y centros de trabajo, entendiendo por centro de trabajo lo determinado en el art. 1°-5° del Estatuto de los Trabajadores, es decir la unidad productiva con organización específica, que sea dada de alta, como tal, ante la autoridad laboral.

 
14. ¿Cuál es la duración del convenio de asociación con una mutua?
Según el art. 62.2 del Reglamento de colaboración de las Mutuas de Accidentes de trabajo el convenio de asociación no podrá tener un plazo de vigencia superior a un año y se entenderá prorrogado tácitamente por períodos anuales, salvo denuncia en contrario del empresario, debidamente notificada, con un mes de antelación, como mínimo a la fecha del vencimiento.
Lo que hace el nuevo Reglamento es unificar la fecha de vencimientos de todas las pólizas, que será siempre el ultimo día del mes, así lo manifiestan expresamente su art. 62.2 y la Disposición transitoria quinta.

 
15. ¿Si un empresario opta por formalizar la gestión de la prestación económica por contingencias comunes con una mutua, como deberá hacerlo?
El art. 69 del Reglamento de colaboración de las Mutuas abre la posibilidad de que esta cobertura la puedan realizar las Mutuas de Accidentes de Trabajo, facultando al empresario a que pueda tomar esa determinación con las siguientes características:

A.Es una opción que puede ejercer el empresario, mediante el correspondiente documento de proposición de asociación.
B.La proposición de asociación debe aceptarla la Mutua obligatoriamente. Esta opción afecta a la totalidad de la plantilla de sus trabajadores, y centros de trabajo, no pudiendo haber trabajadores que estén fuera de la cobertura de la Mutua para esta contingencia.
C.La formalización y vigencia de dicha póliza va unida a la del documento de asociación para las contingencias de accidente de trabajo y enfermedad profesional.
D.Su duración es de un año, prorrogable tácitamente por iguales períodos.
 
16. Una vez ejercida esta opción por parte del empresario, ¿ya no se puede cambiar?
El art. 69 del Reglamento de colaboración da la posibilidad al empresario que en su momento opto por cubrir la prestación económica con una Mutua de A.T., puede pedir volver a la antigua situación que tenia o bien cambiar a otra Mutua.
Nos encontramos ante dos supuestos distintos y distinguiremos entre:

A.Desea cambiar al antiguo sistema y no cambiar de Mutua de A.T.
B.Desea cambiar de Mutua.

El primer supuesto nos lo resuelve perfectamente el ya citado art 69 -2°, que únicamente exige que se respete el período de vencimiento anual, y el preaviso del mes para que el empresario opte por renunciar a esa cobertura por la Mutua, sin que ello suponga que varían en nada sus restantes derecho y obligaciones como asociado a la misma.
Cuando el cambio venga determinado por su deseo de cambiar de Mutua, el procedimiento será igual que el anterior, pero con la única salvedad que las contingencias de accidente de trabajo también serán cubiertas por la nueva Entidad aseguradora.

 
17. ¿Qué características tiene la asociación para los autónomos y los trabajadores por cuenta propia del régimen especial agrario?
El art. 75 del Reglamento de colaboración de las Mutuas, nos señala las características que se dan para ambos supuestos entre las que vamos a destacar:

A.Es una opción facultativa que tienen ambos colectivos para que se les cubra esta contingencia por una Mutua de A.T.
B.Para el colectivo Especial Agrario, la cobertura por contingencias profesionales tiene el carácter de único, y una vez optada por la mejora de incapacidad temporal derivada de dichas contingencias, ésta cobertura necesariamente la habrá de formalizar con la entidad donde le protejan la invalidez, muerte y supervivencia.
C.La solicitud de adhesión, obliga a las Mutuas de accidente a aceptarlas sin ninguna posibilidad de rechazo.
D.El documento de proposición de asociación, el art. 76 lo define como "documento de adhesión".
E.La vigencia de la asociación es por un año natural prorrogable tácitamente por el mismo periodo.
F.La denuncia del convenio ha de hacerse antes del 1 de octubre, para que surta efecto el 1 de enero del año siguiente.
G.Si en el momento de hacerse efectiva la opción realizada el interesado se encontrase en baja por incapacidad temporal, los efectos de dicha opción se demoran al día 1º. del mes siguiente de aquel en que se produzca la correspondiente alta.
H.Para que cause efectos la opción, es imprescindible que el interesado se encuentre al corriente en el pago de cotizaciones a la Seguridad Social.
Todo lo expuesto se puede ver en los siguientes ejemplos:

1. Presentación de la solicitud de variación de la Entidad que cubre el abono de la prestación de ITCC o de la prestación de ITCC y A.T.: 24 de septiembre de 2006.

◦Fecha de inicio del proceso de I.T.: 8 de noviembre del 2006.
◦Finalización del proceso de I.T.: 16 de abril del 2007.
◦EFECTOS DE LA VARIACIÓN DE LA ENTIDAD: 1 de mayo del 2007

2. Presentación de la solicitud de variación de la Entidad que cubre el abono de la prestación de I.T. por contingencias comunes o de la prestación de I.T. por Contingencias Comunes y Accidentes de Trabajo: 24 de septiembre del 2006.

◦Fecha de inicio del proceso de I.T.: 28 de septiembre del 2006.
◦Finalización del proceso de I.T.: 16 de noviembre del 2006.
◦EFECTOS DE LA VARIACIÓN DE LA ENTIDAD: 1 de enero del 2007.

3. Presentación de la solicitud de variación de la entidad que cubre el abono de la prestación de I.T. por contingencias comunes o de la prestación de I.T. por Contingencias Comunes y Accidentes de Trabajo: 24 de septiembre del 2006.

◦Fecha de inicio del proceso de I.T.: 20 de agosto del 2006.
◦Finalización del proceso de I.T.: 07 de diciembre del 2006.
◦En este caso la fecha de solicitud de variación de la Entidad, el interesado se encuentra de baja por I.T., por tanto deberá mantener la opción realizada con anterioridad, y solo podrá modificarse con motivo de una nueva opción, antes del 1 de octubre del año siguiente.
◦EFECTOS DE LA VARIACIÓN DE LA ENTIDAD: No tendrá efectos, a no ser que se solicite nuevamente siendo, en este caso, los efectos que correspondan a la nueva solicitud.
4. Presentación de la solicitud de variación de la entidad que cubre el abono de la prestación de I.T. por contingencias comunes o de la prestación de I.T. por Contingencias Comunes y Accidentes de Trabajo: 24 de septiembre del 2006.

◦Fecha de inicio del proceso de I.T.: 20 de agosto del 2006.
◦Finalización del proceso de I.T.: 29 de septiembe del 2006.
◦EFECTOS DE LA VARIACIÓN DE LA ENTIDAD: 1 de enero del 2005.
 
18. Si una empresa quiere darse de baja de la mutua donde tiene asegurada la cobertura para accidentes de trabajo y enfermedades profesionales, ¿cómo debe comunicarlo?, ¿de qué tiempo dispone?
El art. 62.2 del Reglamento de colaboración únicamente había de que la notificación sea debidamente comunicada, por lo que hemos de entender que cualquier medio sería el adecuado si hubiera una constatación. En la práctica todas las Mutuas suelen tener una carta ya impresa en la que se solicita la baja en el convenio de asociación.
En cuanto al plazo para solicitar la baja, se podrá solicitar en cualquier momento, pero siempre respetando el plazo mínimo de un mes de antelación. En la práctica, por las dificultades que solían surgir en la interpretación del plazo, se solía entender este como el de 30 días, pero con la nueva redacción dada al Reglamento este problema se soslaya al tener todas las pólizas vencimiento final de mes.

 
19. Una vez recibida la solicitud de rescisión del convenio de asociación, ¿de qué tiempo dispone la mutua para remitir el certificado de cesamiento?
El art. 62 del Reglamento de colaboración nos da la respuesta, ya que impone la obligación a la Mutua que recibe la solicitud de rescisión, de en el plazo de 10 días emitir el correspondiente Certificado de baja, con la especificación de la fecha de efecto del mismo. La no emisión de éste Certificado en tiempo y forma dará lugar a la correspondiente sanción administrativa por parte de la Autoridad Laboral.

 
20. Cuando una empresa ha estado algún tiempo sin trabajadores y reemprende su actividad, ¿tiene que esperar la fecha de vencimiento del efecto de la póliza para concertar un nuevo convenio de asociación con otra mutua?
No, una empresa al reanudar su actividad después de estar algún tiempo sin trabajadores, puede optar por concertar la suscripción del acuerdo con otra mutua patronal.
La empresa ha de remitir una carta a la Mutua anterior comunicándole el que al reanudar sus actividades ha optado por otra entidad, asimismo deberá comunicar a la Seguridad Social, mediante la documentación oportuna, el cambio de Mutua.
De no efectuarlo así la empresa, podría incurrir en una infracción de tipo leve sancionable con un importe de carácter económico.
 
contraer Tema : LAS MUTUAS Y LA IT POR CONTIGENCIAS COMUNES ‎(13)
1. ¿Qué es la incapacidad temporal por contingencias comunes?
Según el artículo 128 del TRLGSS, es la situación en la que se encuentra el trabajador que por causa de enfermedad común o accidente no laboral, esté impedido para el trabajo y necesite la asistencia sanitaria de la Seguridad Social

 
2. ¿Quién puede realizar la gestión?
La gestión de ITCC corresponde en cuanto a la asistencia sanitaria al INSS y a los Órganos correspondientes de las Comunidades Autónomas
La gestión de las prestaciones económicas corresponde la Entidades Gestoras, INSS e Instituto Social de la Marina, si bien también tienen competencia en la gestión las MATEPSS (desde el año 1995) y las empresas autorizadas en la colaboración de la gestión de la Seguridad Social, para percibir el subsidio es indispensable haber cotizado como mínimo 180 días en los últimos cinco años. (art.130 del TRLGSS).

 
3. ¿Qué asume la mutua cuando realiza esta gestión?
1.El pago de la prestación económica por Incapacidad Temporal derivada de contingencias comunes, en lugar del INSS.
2.El costo de las gestiones administrativas que la mutua realice con relación a dichas prestaciones.
3.El costo de los controles médicos de comprobación de la ITCC.
 
4. ¿Cuál es la cuantía de la prestación económica de la ITCC?
•El 60% entre el 4º y el 20º día.
•El 75% a partir del día 21.
 
5. ¿Quién es el responsable de la prestación económica?
•Hasta el tercer día es a cargo del trabajador.
•Del 4º al 15º día es a cargo del empresario.
•La responsabilidad desde el día 16º en adelante corresponde a la Entidad Gestora o colaboradora autorizada.
 
6. ¿Cuáles son las funciones de las mutuas en la ITCC?
1.La gestión de la IT por enfermedad común a partir del día 16 de la baja.
2.La prestación sanitaria a partir del día 16 de la baja, con el consentimiento del trabajador.
3.Revisión del estado de salud del trabajador mientras dure la baja. El trabajador no se podrá negar a realizar las pruebas complementarias, y su negativa infundada puede dar lugar a una propuesta de alta.
4.Posibilidad de hacer propuesta de alta médica a la Inspección de la Seguridad Social.
5.Posibilidad de anular y suspender el pago del subsidio de baja por IT si no se cumple el período de carencia (180 días por enfermedad común, no necesaria para accidente no laboral), de alta a la Seguridad Social o no estar al corriente de cotización.
 
7. ¿Cuáles son las principales características?
En este tipo de gestión, las mutuas tienen los mismos derechos que la Seguridad Social y las entidades gestoras, a excepción de la posibilidad de dar la alta médica.

•Las mutuas podrán aceptar, denegar, suspender, anular o extinguir el subsidio por ITCC durante el proceso de baja.
•Cuando la mutua declare improcedente la baja, tiene derecho a reclamar las cantidades abonadas provisionalmente al trabajador.
•Las mutuas podrán solicitar a la Inspección de la Seguridad Social el alta del trabajador.
•Los partes de confirmación mensuales habrán de ir acompañados de un comunicado de exploración del médico de cabecera, con el diagnostico tratamiento y previsión de la duración de la baja.
•En el supuesto de que el trabajador que esté de baja por ITCC finalice su contrato de trabajo, la mutua continuará controlando el estado de la baja aún habiendo finalizado dicho contrato.
 
8. ¿Qué revisiones pueden realizar?
Según el artículo 6 del R.D. 575/1997, la mutuas que gestionen la IT por contingencias comunes, a partir del día 16 de baja, pueden disponer que los trabajadores que se encuentren en situación de ITCC puedan ser reconocidos por sus servicios médicos.
Si el trabajador se negara a pasar esta revisión médica, puede dar a lugar una propuesta de alta.

 
9. ¿En qué consiste la prestación sanitaria?
Cuando una mutua tiene encomendada la gestión económica de la ITCC, a partir del día 16 de baja, puede ofrecer asistencia sanitaria al paciente, con la finalidad de avanzar la curación y por tanto el alta médica.
Esta asistencia sanitaria, en todos los casos, ha de ir acompañada del consentimiento del trabajador y siempre ha de ser voluntaria, traduciéndose en la inmediatez de las pruebas diagnosticas, tratamiento de rehabilitación, intervenciones quirúrgicas…

 
10. ¿Qué son las actas de determinación inicial, modificación o suspensión del subsidio?
Según el artículo 81 del R.D. 576/1997, las cantidades percibidas por el trabajador en concepto de subsidio de ITCC tendrán carácter provisional durante dos meses, contados desde la fecha que se efectuó la liquidación o pago. Transcurridos estos dos meses, adquieren el carácter de definitivos a excepción que previamente la mutua haya realizado el reconocimiento del derecho de manera expresa.

 
11. ¿Qué son las actas de extinción del subsidio?
El derecho al subsidio por ITCC se extinguirá según los artículos 113 bis de la LGSS y el artículo 80.2 del R.D. 576/1997, por las siguientes causas:

•Por invalidez.
•Por haber sido dado de alta médica el trabajador con efectos al día siguiente de su expedición.
•Por reconocerse al beneficiario el derecho de percibir la pensión por jubilación.
•Por la defunción del trabajador.
 
12. ¿Cuándo se pierde o suspende el derecho?
El derecho al subsidio por ITCC podrá ser denegado anulado o suspendido:

•Por actuación fraudulenta del beneficiario para obtener o conservar el subsidio.
•Por trabajar por cuenta propia o ajena durante la percepción del subsidio.
 
13.¿Quién tiene competencia para realizar una propuesta de alta?
Son competentes a llevarlo a cabo:

•Las entidades gestoras de la Seguridad Social.
•Las Mutuas de Accidentes de Trabajo y Enfermedades Profesionales de la Seguridad Social.
 
contraer Tema : LAS MUTUAS Y LA SEGURIDAD SOCIAL ‎(14)
1. ¿Quién está obligado a estar afiliado a la Seguridad Social?
El art. 12 del Texto Refundido de la L.G.S.S. del año 94, en relación con el art. 7, 1° y 2°, manifiesta que la afiliación es obligatoria y única para toda la vida de:

a.Trabajadores por cuenta ajena.
b.Trabajadores autónomos.
c.Socios trabajadores de cooperativas de trabajo asociado.
d.Estudiantes.
e.Funcionarios públicos, civiles y militares.
 
2. ¿Cómo se practica la afiliación, las altas y las bajas?
Según el art. 13 del Texto Refundido de la L.G.S.S. del año 94, se pueden realizar de 3 maneras:

a.A petición de las personas obligadas.
b.A instancia de los interesados.
c.De oficio por la Administración de la Seguridad Social
 
3. ¿Qué consideración tienen las primas de accidentes de trabajo?
Según el art. 17 del Texto Refundido de la L.G.S.S. del año 94, a todos los efectos tienen la consideración de cuotas de la Seguridad Social.

 
4. ¿Cuándo prescribe la obligación de cotizar?
La obligación de pago de cuotas a la Seguridad Social prescribirá a los 4 años, a contar desde la fecha en que perceptivamente debieron ser ingresadas.

 
5. ¿Cuáles son los recargos por demora y embargo aplicables a las cuotas?
Transcurrido el plazo reglamentario para el ingreso de las cuotas, automáticamente se devengarán los recargos.
Hemos de distinguir dos supuestos:

•Los sujetos responsables presentan los documentos dentro del plazo reglamentario.
•No se hubiesen presentado los documentos en plazo.

1) Documentos presentados dentro del plazo reglamentario (según redacción del artículo 10 del R.D. 1415/2004):

a.Recargo de mora del 3 % de la deuda, si abona las cuotas dentro del primer mes siguiente al vencimiento del término reglamentario.
b.Recargo de mora del 5% de la deuda, si abona las cuotas dentro del segundo mes siguiente al vencimiento del término reglamentario.
c.Recargo de apremio del 10%, de la deuda, si abona las cuotas dentro del tercer mes siguiente al vencimiento del término reglamentario.
d.Recargo de apremio del 20%, de la deuda, si abona las cuotas transcurrido el tercer mes desde el vencimiento del término reglamentario.

2) Documentos no presentados en el plazo reglamentario (según redacción del artículo 10 del R.D. 1415/2004):

a.Recargo del 20%, si abona las cuotas antes de la finalización del término del ingreso establecido a la reclamación de deuda o acta de liquidación.
b.Recargo de apremio del 35%, si abona las cuotas debidas después de la finalización del termino reflejado con anterioridad.
 
6. ¿De cuántos días dispone el empresario para dar de alta al trabajador cuando inicia la actividad?
En la actualidad por Orden del 17 de enero de 1994, no existe dicho plazo, por lo que el empresario deberá dar de alta previamente al inicio de su actividad al trabajador
 
7. Si una empresa no cotiza y se produce un accidente, ¿quién es el responsable?
La cuestión no había tenido una solución fácil, ya que la jurisprudencia ha venido exigiendo:

1.Un largo período de tiempo sin cotizar ( al menos 1 año).
2.Acción deliberada del empresario de no pagar.
3.Comunicación por parte de la mutua a la empresa de que se deja en suspenso la cobertura del Seguro de Accidentes de Trabajo, siendo de responsabilidad del empresario el pago de las prestaciones.

En estos casos se producía:

a.La responsabilidad del empresario en el pago de las prestaciones.
b.Que la Mutua adelantaba las prestaciones, pudiendo solicitarlas después al empresario.
c.Actualmente los art. 10 y 61 del Reglamento de colaboración de las Mutuas, ha venido a clarificar los hechos, ya que obliga a la Mutua a hacerse cargo obligatoriamente de las prestaciones económicas y sanitarias a que tengan derecho los trabajadores empleados por los empresarios que no cotizan, con independencia de las acciones legales que disponga la mutua para recuperar los importes abonados.
 
8. Cuando las empresas cotizan fuera de plazo, ¿quién es el responsable de las prestaciones en caso de accidente?
El nuevo Reglamento de colaboración de las Mutuas de A.T., en sus artículos 10 y 61-2 ° obligan a la entidad aseguradora a hacerse cargo de las prestaciones económicas y sanitarias a que tengan derecho los trabajadores empleados en sus empresas asociadas y que no coticen, con independencia de las acciones legales de que la Mutua dispone para resarcirse de los importes abonados.

 
9. Cuando una empresa cotiza por un salario inferior al percibido por el trabajador, ¿se ve perjudicado éste a la hora de percibir sus prestaciones?
El trabajador no tiene que verse perjudicado por una cotización inferior al salario realmente percibido, ya que en ese caso responderá la mutua por las primas efectivamente percibidas y en lo restante será responsable la empresa, ya que solamente son computables las cotizaciones efectivamente realizadas. El problema será de prueba para el trabajador, ya que el único documento fehaciente es el TC2, por lo tanto deberá demostrar a la autoridad correspondiente la diferencia existente entre lo realmente percibido, y no excluido de cotización, y lo realmente cotizado.

 
10. Cuando una empresa cotiza por un epígrafe inferior al que le corresponde por la actividad laboral que desarrolla el accidentado, ¿quién responde?
El actual Reglamento de colaboración del año 95, hace mención expresa sobre este tema, en su art. 61, cuando nos remite expresamente al art. 126-3° del Texto Refundido de la Ley General de la S.S., determinando la obligación de pagar las prestaciones que realmente corresponden al trabajador a la Mutua, con independencia de las acciones legales a que la misma tiene derecho.

 
11. Si una empresa por error ingresa cuotas por un importe superior al que corresponde, ¿tiene derecho a la devolución de las mismas?
El art. 23 del Texto Refundido de la Ley General de la S.S. del 94, dice que las personas obligadas a cotizar, tienen derecho a la devolución total o parcial de las cuotas que por error se hubiesen ingresado.

 
12. Cuando un trabajador está de baja médica por accidente de trabajo, ¿la empresa tiene que cotizar por el mismo epígrafe que cotizaba?
El Real Decreto 2930/1979 de 29 de diciembre en su articulo 126, establece que los trabajadores que se encuentren en período de baja cotizaran para la Incapacidad Temporal el 0,27%, para la Incapacidad Muerte y Supervivencia el 0,54% y total será el 0,81 % (Estas son las tarifas de la tabla del Real Decreto mencionado con la actualización que anualmente viene realizando el Ministerio.
 
13. ¿Quién fija las tarifas por accidentes de trabajo? ¿En cada mutua son diferentes?
Las tarifas de accidente del trabajo son fijadas por el Ministerio de Trabajo y Seguridad Social, siendo para todas las Mutuas las mismas. En la actualidad están reguladas por el Real Decreto 2930/1979 de 29 de diciembre, aunque en los últimos años el Gobierno ha venido determinando la reducción de los distintos epígrafes reflejados en el citado Real Decreto en un 10%.
Sin embargo la disposición adicional segunda del Reglamento de colaboración de las Mutuas, establece la posibilidad de reducirse hasta en un 10% las cuantías de las cotizaciones por accidente de trabajo, en aquellas empresas que se distingan en el empleo de medidas propias y eficaces de prevención, teniendo en cuenta la evolución de la accidentabilidad de las mismas.
Las tarifas se podrán incrementar en un 10% en aquellas empresas que incumplan sus obligaciones en materia de higiene y seguridad en el trabajo, pudiendo llegar a un 20% en el caso de reiterado incumplimiento.
 
14. ¿Tienen algún tipo de responsabilidad los empresarios asociados a una mutua de accidentes de trabajo?
El Reglamento de colaboración especifica claramente la responsabilidad de los empresarios asociados a una Mutua de accidente de trabajo.
En el art. 1, cuando define qué es una Mutua, ya señala la responsabilidad mancomunada de todos los empresarios asociados a la Mutua, pero es el art. 8 del citado Reglamento el que señala que la responsabilidad mancomunada de los empresarios se extiende a todas las obligaciones que legal o contractualmente alcancen a la Mutua cuando ésta no las cumpliera.
Esta responsabilidad obligará al empresario hasta la liquidación de las obligaciones sociales correspondientes al período durante el cual haya permanecido asociado a la Mutua, o sean consecuencia de dicho período. En caso de finalizar su asociación, sus obligaciones no prescriben hasta los 5 años desde la fecha de cierre del ejercicio correspondiente.
Si una vez aplicadas las provisiones y reservas, y a criterio del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social, fuere necesario asegurar el otorgamiento de las prestaciones para los trabajadores asegurados, o se hubieren producido gastos indebidos o un exceso en los gastos de administración se procederá a exigir la responsabilidad mancomunada de los asociados.
Las derramas que se generen deberán de salvaguardar la igualdad de derechos y obligaciones de los empresarios asociados y la proporcionalidad con la cuota de la Seguridad Social que les corresponda satisfacer en función de las contingencias protegidas en la Mutua.
 
contraer Tema : LOS ACCIDENTES DE TRABAJO Y LAS ENFERMEDADES PROFESIONALES ‎(26)
1. ¿Qué es accidente de trabajo?
Según el artículo 115 del TRLGSS:
“Es toda lesión corporal que el trabajador padece en ocasión o por consecuencia del trabajo que ejecuta por cuenta de otro.”

 
2. ¿Qué es necesario para que se produzca un accidente de trabajo?
Será necesario que concurra:

a.Que el trabajador padezca una lesión corporal, entendiendo como lesión todo daño o detrimento corporal causado por una herida, golpe o enfermedad.
b.Que el trabajo se efectúe por cuenta de otro.
c.Que el accidente sea a consecuencia del trabajo, es decir, que exista una relación de causalidad entre el trabajo y la lesión.
 
3. ¿Qué supuestos están considerados como accidente de trabajo?
Tienen la consideración de accidente de trabajo:

a.Los que sufra el trabajador al ir o volver del lugar del trabajo, sin limitación horaria y siempre que suceda en el trayecto de ida o vuelta, sin que se produzcan interrupciones entre el trabajo y el accidente, utilizando el itinerario habitaual.
b.Los que sufra el trabajador con ocasión o como consecuencia de las tareas del desempeño de cargos electivos sindicales, así como los desplazamientos para desarrollar estos.
c.Los que sufra el trabajador, que sin ser las propias de su categoría profesional, las ejecute en cumplimiento de las órdenes del empresario o espontáneamente en interés del buen funcionamiento de la empresa.
d.Los acaecidos por actos de salvamento que tengan relación con el trabajo.
e.Las enfermedades que contraiga el trabajador al realizar su trabajo, siempre que se demuestre la relación entre ambos.
f.Las enfermedades padecidas anteriormente y que se agravan como consecuencia de la lesión constitutiva del accidente.
g.Las consecuencias del accidente modificadas por enfermedades intercurrentes.

Asimismo el punto 5° del artículo 115 del TRLGSS dice que no impedirá la calificación como accidente de trabajo:

•La imprudencia profesional del trabajador.
•La concurrencia de culpabilidad civil o criminal del empresario, de un compañero de trabajo o de un tercero, salvo que no guarden relación alguna con el trabajo.

Otros ejemplos:

El accidente producido media hora más tarde de la salida del trabajo ¿es accidente de trabajo?
El artículo 115.2 del TRLGSS de 1994 habla del hecho “que tendrán consideración de accidente de trabajo los padecidos por el trabajador al ir o volver del lugar de trabajo”.
Estos accidentes son los que la doctrina denomina in itinere y ésta no hace ninguna referencia específica de la duración del tiempo que el trabajador tarda en cubrir el trayecto.
La Jurisprudencia del Tribunal Central de Trabajo manifiesta que para que un accidente sea considerado como in itínere requiere:

1.Prueba fehaciente que el siniestro se produce al ir o regresar del trabajo.
2.Por la ruta habitual.
3.Sin interrupciones voluntarias.

Si un trabajador está toda la semana fuera de su domicilio y vuelve solo el fin de semana y en el trayecto de ida o de vuelta, sufre un accidente ¿se debe considerar como un accidente de trabajo 'in itinere'?
La jurisprudencia ha ido cambiando el criterio restrictivo del que consideraba domicilio a efectos de accidente in itinere. Actualmente se considera que los desplazamientos realizados por el trabajador para estar con la familia de la cual es un miembro más, en el caso de producirse un accidente durante el trayecto deberá estar cubierto como accidente laboral in itinere.

¿El infarto de miocardio producido en el centro de trabajo, se considera como accidente laboral?
La jurisprudencia en este sentido ha ido evolucionando, las primeras sentencias de los años 70 no consideraban el infarto como accidente de trabajo, con posteridad y basándose en el artículo 115.3 del TRLGSS que entiende como laborales las lesiones que padece el trabajador durante el tiempo y lugar de trabajo
 
4. ¿Qué accidentes aún ocurridos en el centro de trabajo no son considerados como tales?
Pese a lo preceptuado en el párrafo 3° del art. 115 del Texto Refundido de la Ley General de la Seguridad Social, que presume como constitutivas de accidente de trabajo las lesiones padecidas por el trabajador durante el tiempo y en el lugar del trabajo, el párrafo 4, determina una serie de exclusiones:

a.Los que sean debidos a fuerza mayor extraña al trabajo, que no tengan ninguna relación con el trabajo que se ejecutaba al ocurrir el accidente (no considerando como fuerza mayor extraña al trabajo la insolación, el rayo y otros fenómenos de análoga naturaleza, solo en el caso de que se trabaje en la intemperie).
b.Los que sean debidos a dolo o imprudencia temeraria del trabajador accidentado.
c.Accidentes derivados de la actuación de otra persona siempre que no guarde relación con el trabajo.
 
5. Cuando un riesgo no está asegurado en el documento de Asociación y se produce un accidente, ¿debe la Mutua asumirlo?
Antiguamente, el empresario que no había incluido en el Convenio de Asociación el riesgo que había producido el accidente, era el responsable de la prestación según el art. 8° del Reglamento de Accidentes de Trabajo (Real Decreto 509/76).
Con el nuevo redactado del Reglamento de colaboración del año 95 (Real Decreto 1.993/1995), art. 10 y 61, así como el art. 126 del Texto Refundido de la Ley General de la Seguridad Social, entendemos que siempre responderá económicamente la entidad aseguradora, pudiendo en todo caso según lo preceptuado en el art. 127-3° reclamar el coste de las prestaciones Sanitarias que hubiere satisfecho.

 
6. ¿Cómo tiene que comunicar el empresario el aseguramiento de algún riesgo no concertado en póliza?
Bastará con una simple comunicación a la Mutua en la que se le indiquen los nuevos riesgos a asegurar, a fin de que por parte de la Entidad se precede a extender el correspondiente documento de asociación, como se puede desprender del art. 62-3 del Reglamento de Colaboración de las Mutuas de Accidente de Trabajo de 1995.

 
7. Si un menor de 16 años trabaja en una empresa y tiene un accidente, ¿quién es el responsable?
Únicamente lo será el empresario, ya que el Estatuto de los Trabajadores en su art. 6-1° prohíbe el trabajo a los menores de 16 años. Por lo tanto al estar incumpliendo la Ley al emplear al menor y tener el accidente, esta relación la jurisprudencia la entiende laboral, y al no tener seguro, ya que si se cubriera por la Mutua se estaría protegiendo una ilegalidad, el responsable de todos los gastos que se ocasionen así como de las prestaciones que pudiera tener el trabajador serán íntegramente de parte del empresario.

 
8. ¿Es compatible la indemnización por accidente de trabajo con cualquier otro seguro?
Sí es posible, ya que según el criterio del Tribunal Supremo cuando la responsabilidad civil comprende la indemnización de daños personales a consecuencia de una imprudencia punible, las indemnizaciones que pudieran corresponderle a la victima por cualquier otro seguro son compatibles entre si, especialmente las de carácter laboral (Sentencia del 23 de febrero de 1965).
El Reglamento del Seguro Obligatorio de Responsabilidad Civil derivada del uso y circulación de vehículos a motor, en su art. 25 afirma que la exigencia de indemnizaciones por daños corporales cubiertos por el seguro obligatorio no podrá ser invalidada por la presencia de otros, incluso de la misma naturaleza.

 
9. ¿Qué es el Parte de Accidente?
Es el comunicado oficial que habrá de cumplimentar la empresa cuando se produzca un accidente de trabajo o recaída que suponga la ausencia del trabajador el lugar de trabajo como mínimo durante un día, sin contar el día que se accidentó, previa baja médica.

 
10. Cuando se produce un accidente, ¿cómo se comunica? y ¿a quién?
Hay que distinguir dos supuestos:

a.Accidentes con baja.
b.Accidentes sin baja.

La comunicación del accidente, tanto con baja como sin baja, debe hacerse en el modelo oficial aprobado por la Orden del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social de 16 de diciembre de 1987. (Cambiado por el actual sistema de notificación vía electrónica según la Orden TAS/2926/2002-Delt@).

a) Accidentes con baja
Se entrega a la Mutua el parte debidamente cumplimentado, existiendo un plazo de 5 días hábiles desde la fecha del accidente o de la baja médica.
Si falta alguna casilla por cumplimentar se deberá devolver a la empresa para que de nuevo en el improrrogable plazo de 5 días devuelva debidamente cumplimentado el parte. La Mutua tiene un plazo de 10 días para presentarlo ante la Autoridad Laboral.

b) Accidentes sin baja
La empresa confeccionará en el modelo oficial la relación nominativa de todos los accidentes sin baja acaecidos en la empresa durante el mes, el plazo son 5 días hábiles del mes siguiente. El mismo plazo tiene la mutua para remitirlos a la autoridad laboral
 
11. ¿En algún caso el empresario debe comunicar a alguien más que a la Mutua el accidente?
EI empresario además de la confección del parte de accidente de trabajo, en el plazo máximo de 24 horas por telegrama u otro medio de comunicación análogo, deberá comunicar el accidente a la Autoridad laboral de donde el mismo se ha producido, en los siguientes casos:

1.Cuando se ha producido el fallecimiento del trabajador.
2.Cuando el accidente sea considerado como grave o muy grave por el facultativo que lo atendió.
3.Que el accidente afecte a más de 4 trabajadores (pertenezcan o no en su totalidad a la plantilla de la empresa).
 
12. ¿Cuántas copias se hacen de los partes?
La mutua facilitará a las empresas los partes de accidente con baja y las relaciones de los accidentes sin baja, que serán en papel autocopiativo, rellenándose por quintuplicado y figurando en el dorso de los mismos las instrucciones para su cumplimentación.
Cada una de las copias tiene un destino:

•Original para la mutua.
◦1ª Copia para la Dirección General de Informática y Estadística del Ministerio de Trabajo.
◦2ª Copia para la Autoridad Laboral.
◦3ª Copia para la empresa.
◦4ª Copia para el trabajador.

Con motivo de la Orden TAS/2926/2002 de 19 de noviembre del 2002 del Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales, regulada con posterioridad por la Resolución de 26 de noviembre del 2002, que modifica los modelos oficiales de Comunicación de Accidentes con Baja, y la Relación de Accidentes sin Baja Médica, y con fecha de efectos de entrada en vigor definitivamente el 1 de enero del 2004 (una vez superado el período transitorio establecido), la presentación de esta documentación se hará a través del Sistema de Declaración Electrónica de Accidentes de Trabajo (Delt@)

 
13. En el caso de que un trabajador se encuentre desplazado ocasionalmente fuera de su provincia y sufra un accidente, ¿dónde se ha de presentar el parte?
Hay criterios dispares a la hora de interpretar la Orden Ministerial de 16 de diciembre de 1987. El criterio mayoritario es el de entender que el parte de accidente debe sellarse en la provincia donde esté el trabajador dado de alta.
Hay que entenderlo así ya que le art. 6 de la citada Orden específica que en los casos de accidentes graves o muy graves ha de comunicarse por telegrama o medio análogo el hecho a la Autoridad Laboral de la provincia donde se ha producido el accidente.

 
14. Cuando un empresario no comunica los accidentes de trabajo que se producen en su empresa, ¿hay algún tipo de sanción?
La Orden Ministerial de 16 de diciembre de 1987 y la Ley 31/1995 de 8 de noviembre de Prevención de Riesgos Laborales regulan la comunicación por parte del empresario a la autoridad laboral pertinente los siniestros que sufran los trabajadores de su empresa, graduando esta actuación de la siguiente forma:

1.Infracciones leves: Cuando el empresario no comunica en tiempo y forma a la autoridad laboral los accidentes de trabajo y las enfermedades profesionales declaradas que tengan la calificación de leves.
2.Infracciones graves: Cuando el empresario no comunica a la autoridad laboral los accidentes de trabajo y las enfermedades profesionales declaradas que tengan la calificación de graves, muy graves o mortales.

Las sanciones son de tipo económico y pueden oscilar entre los 30,05 euros a los 3.005,06 euros. Según la Resolución del 16 de octubre del 2001, 90.500 euros (para las muy graves).

 
15. ¿Se puede dar algún otro tipo de sanción?
Si, ya que el art. 53 de la Ley 31/1995 de 8 de noviembre de Prevención de Riesgos Laborales faculta al Gobierno, o en su caso a los órganos de gobierno de las Comunidades Autónomas con competencia en la materia, para que en el caso que concurran circunstancias de excepcional gravedad en las infracciones en materia de seguridad y salud en el trabajo, podrán acordar la suspensión de las actividades laborales por un tiempo determinado o, en caso extremo, el cierre del centro de trabajo.
Asimismo los empresarios que hayan incurrido en faltas graves o muy graves podrán ser sancionados con la inhabilitación temporal o definitiva para formar parte de los Órganos de Gobierno de las Entidades Gestoras y Colaboradoras de la Seguridad Social.

 
16. Si una empresa es reincidente, ¿se puede agravar la sanción?
Según queda establecido en artículo 41 del R.D.L. 5/2000 cuando se reincide en una infracción del mismo tipo y calificación que otra ya sancionada en un plazo inferior a los 365 días de la notificación de ésta, se requiere que la sanción adquiera firmeza. Entendiéndose que hay reincidencia por parte del empresario, se podrán incrementar las sanciones hasta el doble de la sanción correspondiente establecida en el artículo 40, sin exceder la cuantía máxima según el origen de la sanción.

 
17. ¿El empresario debe elaborar y conservar a disposición de la Autoridad Laboral una relación de accidentes de trabajo?
El art. 23.1°-e de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales obliga a los empresarios a realizar y conservar a disposición de la Autoridad Laboral una relación de Accidentes de trabajo y Enfermedades Profesionales que hayan causado a los trabajadores una incapacidad laboral superior a un día de trabajo.

 
18. ¿Qué es Enfermedad Profesional?
La define el art. 116 del Texto Refundido de la Ley General de la Seguridad Social de 20 de junio de 1994.
“La contraída a consecuencia del trabajo ejecutado por cuenta ajena en las actividades que se especifiquen en el cuadro que se apruebe por las disposiciones de aplicación y desarrollo de ésta Ley, y que está provocada por la acción de los elementos o sustancias que en dicho cuadro se indiquen para cada enfermedad profesional" (Nuevo R.D. de las EE.PP.).

 
19. ¿Son obligatorios los reconocimientos para los trabajadores de las empresas que tienen lugares de trabajo con riesgo de contraer una enfermedad profesional?
Las empresas que han de cubrir lugares de trabajo con riesgos de enfermedades profesionales, deben de efectuar reconocimientos médicos previos y periódicos obligatorios y gratuitos, abonando todos los gastos que se ocasionen, incluido el salario, de los trabajadores que quieran contratar o que ya estén trabajando en un lugar con riesgo de enfermedad profesional.
Estos reconocimientos son por cuenta exclusiva de los empresarios y tiene que comunicarlo a la mutua, que incluirá los resultados en un libro de registro.
El artículo 22 de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales impone la obligación a la empresa de vigilar el estado de salud de sus trabajadores en función de los riesgos inherentes a su trabajo.
No obstante y en cualquier caso, los reconocimientos o pruebas que se realicen a los trabajadores, serán los que menos molestias les causen y sean proporcionales al riesgo, no pudiéndose utilizar los resultados con fines discriminatorios, ni en perjuicio del trabajador.

 
20. ¿El trabajador puede negarse a que se le realice un reconocimiento médico si trabaja en empresas o actividades con riesgo de enfermedad profesional?
El artículo 22 de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales impone la obligación a la empresa de vigilar el estado de salud de sus trabajadores en función de los riesgos inherentes a su trabajo.
El consentimiento del trabajador para realizar estos reconocimientos es básico, exceptuando solamente en el supuesto que la realización de los mismos sea imprescindible para evaluar el estado de salud del trabajador, el de sus compañeros o terceros que tengan una relación con esta actividad, o exista alguna disposición legal que así lo determine.
Por tanto, hará falta:

A.El consentimiento del trabajador.
B.Un informe previo del o los representantes de los trabajadores.
C.Que exista peligro para el trabajador, sus compañeros o terceros que se relacionen con la actividad, o disposición legal que lo determine.
D.Serán respetados siempre el derecho a la intimidad y dignidad de la persona, siendo confidencial toda información sobre su estado de salud.
E.Los resultados serán comunicados al trabajador.
F.Los datos del resultado médico no podrán ser usados con fines discriminatorios ni en perjuicio del trabajador.
G.Los reconocimientos médicos serán realizados por personal sanitario con competencia técnica, formación y capacidad acreditada.
 
21. ¿Hay algún tipo de sanción si el empresario no proporciona estos reconocimientos?
El artículo 47 de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales, califica como sanción muy grave el no realizar los reconocimientos médicos de pruebas de vigilancia periódica del estado de salud de los trabajadores.
Las consecuencias para el empresario infractor de la obligación de realizar estos reconocimientos se pueden concretar en:

1.Pasará a ser responsable de todas las prestaciones que puedan derivarse de la enfermedad profesional.
2.Puede ser sancionado económicamente, según los artículos 47 y 49 de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales.
3.Ver incrementado en un 10% en la cuantía de las primas a cotizar, por falta de medidas de seguridad, pudiendo llegar al 20% en casos de reincidencia.
 
22. Si se detecta una enfermedad profesional, ¿hay algún período máximo de estudio de la enfermedad?
La Ley 42/1994 de 30 de diciembre, en el capítulo II, artículo 32, punto 4º dice que: “los períodos de observación por una enfermedad profesional en la que se perciba la baja en el trabajo durante los mismos, con una duración máxima de 6 meses, prorrogables por otros 6, cuando se estime necesario para el estudio y diagnostico de la enfermedad”.

 
23. Cuando se detecta en un reconocimiento médico algún síntoma de enfermedad profesional que no incapacita temporalmente al trabajador, ¿qué se debe hacer?
El médico que en sus funciones profesionales detecte síntomas de una enfermedad profesional que en aquel momento no sea constitutiva de una incapacidad temporal, pero que si el trabajador continúa en su puesto de trabajo podría serlo, ha de comunicarlo a la empresa con la obligación de ésta de cambiar de lugar de trabajo del trabajador afectado, indicando si este cambio tiene carácter provisional o definitivo, y la empresa esta obligada a cumplir el dictamen médico del traslado
 
24. ¿Qué es el Parte de Enfermedad Profesional?
Es el documento oficial que se tiene que cumplimentar en el supuesto de enfermedad profesional, produzca o no baja, habiéndose de rellenar cuando sea diagnosticada la misma
 
25. ¿A quién se tiene que comunicar el Parte de Enfermedad Profesional?
La empresa tiene la obligación de comunicarlo en los tres días hábiles siguientes a la fecha del diagnostico de la enfermedad profesional.
El modelo oficial está compuesto por un original y cuatro copias, sus destinatarios serán:

1.Dos copias para la mutua que, desde la recepción de los mismos, tramitará en el término de 24 horas una copia a la Dirección Territorial del INSS.
2.El trabajador, familiares o beneficiarios en caso de muerte.
3.La empresa.
 
26. ¿Qué es el Volante de Asistencia?
Es un documento no oficial pero de uso común en todas las Mutuas y que se debe cumplimentar en la empresa, en el momento que un trabajador necesite la asistencia sanitaria por una causa profesional
 
contraer Tema : LOS TRABAJADORES AUTÓNOMOS Y LAS MUTUAS ‎(4)
¿Como empresa/autónomo,¿qué ventajas económicas tengo si me asocio a una mutua?.
Las tarifas de primas para la cotización por accidentes de trabajo y enfermedades profesionales que las empresas/autónomos deben aplicar no son distintas si éstos se asocian a una Mutua o a la Seguridad Social.

La ventaja de elegir como opción una Mutua reside, por una parte, en los numerosos recursos de los que disponen, controlados por ellas mismas, que, en muchos casos, evitan demoras en la práctica de las pruebas diagnósticas o en la aplicación de tratamientos médicos o quirúrgicos. Con ello se consigue que en numerosos procesos se dinamice la curación de los trabajadores/as, evitándoles días de dolencias y posibles agravamientos de su sintomatología por retrasos en el diagnóstico y aplicación del tratamiento médico adecuado.

Por otra parte tiene la ventaja de que el trabajador y el empresario reciben una atención y trato personalizado
 
¿Todas las empresas tienen la obligación de cubrir la protección por contingencia profesional con un Mutua de Accidente de Trabajo?
La cobertura de las contingencias profesionales con una Mutua de Accidentes de Trabajo es totalmente voluntaria, pudiendo optar por la protección de estas contingencias a través de una Entidad Gestora de la Seguridad Social o de una Mutua. Independientemente de la opción realizada por el empresario, el contenido y alcance de la obligación de cotizar es exactamente el mismo.

Si el empresario optase porque esta protección se realice por parte de una Mutua, deberá suscribir un Convenio de Asociación, que recogerá los derechos y obligaciones de los empresarios, y cuyo plazo de vigencia será de un año.

A junio de 2005, un total de 1.508.396 empresas protegían dichas contingencias con una Mutua, lo que representa más del 96% de las empresas del total del Sistema de Seguridad Social
 
¿Todos los trabajadores autónomos tienen la obligación de cubrir la protección del subsidio de incapacidad temporal por Contingencia Común con una Muta de Accidente de Trabajo?
Antes del año 2007, la protección de las situaciones de incapacidad temporal de este colectivo, era totalmente voluntaria, y todos los trabajadores por cuenta propia que, solicitaban el alta en el correspondiente Régimen de la Seguridad Social y optaban por acogerse a la cobertura del subsidio de incapacidad temporal, debían formalizar la misma obligatoriamente con una Mutua

A partir del 2007, como consecuencia de la aprobación del Estatuto del Trabajador Autónomo la totalidad de este objetivo tienen la obligación de cubrir dichas contingencias con una Mutua, salvo que tengan cubierta dicha prestación en otro régimen del sistema de la Seguridad Social.

Téngase en cuenta, que desde el 1 de enero de 2008, dentro de este Régimen Especial se ha procedido a integrar a los trabajadores por cuenta propia del Régimen Especial Agrario, teniendo la opción de cubrir la cobertura de la prestación económica de incapacidad temporal derivada de contingencias comunes.
 
¿Todos los trabajadores por cuenta propia tienen la obligación de cubrir la proteccion del subsidio de Incapacidad Temporal por Contingencia Profesional con un Mutua de Accidente de Trabajo?.
Desde el 1 de enero de 2004, los trabajadores del Régimen Especial de Autónomos pueden optar por la protección por contingencias profesionales.

Esta posibilidad de opción debe formalizarse con la misma Mutua con la que se haya tengan la cobertura de la incapacidad temporal por contingencias comunes, si bien, desde el año 2007, como consecuencia de la aprobación del Estatuto del Trabajador Autónomo, existe la obligación de cubrir la cobertura de dichas contingencias por parte de los trabajadores autónomos económicamente dependientes y de aquellos que desarrollen una actividad que presente un mayor riesgo de siniestralidad laboral. (esta última posibilidad, a fecha de hoy se encuentra pendiente de desarrollo reglamentario)

Téngase en cuenta además que, desde el 1 de enero de 2008, dentro de este Régimen Especial se ha procedido a integrar a los trabajadores por cuenta propia del Régimen Especial Agrario, existiendo la obligatoriedad de cubrir la protección de las contingencias profesionales por IMS (Incapacidad Permanente, Muerte y Supervivencia) y, opcionalmente, optar por cubrir la incapacidad temporal derivada de contingencias profesionales.
 

Sede Central de UGT Baleares

Dirección: Calle Font i Monteros, 8

Código Postal: 07003 Palma de Mallorca

Teléfono: 971 764 488 Fax: 971 204 084

UGT Baleares  |  Contacto

Powered by SD-a.com